Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
SIESTA SEVILLANA Hn el pJácidfí rcpi so ác lii yn i il: i callcjiíeln d o m k íiiíi k iitaí. pisadas con ecos cóncavos suenan, mieiTlras las lilancas parcdi- fl d siíl, lomudo. svj f: i y liriy uii: x i ilnia en el ílíre con bitrmntí s de tonnentfl, hi cii iUiH M: víll: in, ns tliKTiiítn ir nujuilas su siesta. Son niorailas infantiles: con las veiilanas abititíts, con i alif s Lonfian uiío- í qiii? dan lii. tanad; is frescas d e perívinits y de risas I nitri los niiir i i liordc. i liiiSL- ando iin fdíj de sojiiliT; i. íSon casHafi d e inniíeCHíi en dtiude lodo esl i tdanco, límpii Liial- si nth sirviera p. ira nada. Hn su ryeínio no dehen ¡lijs. ir Ira -edias; vive allí dcuiro el saínele, la alejaría jijcaresca: los vitg iJs parecen niüiís y inuehachas las almekis, V entre sus monos de plata, 1 (1 mismo que e n t r e las crencha di- t h a n o d e las mocitas, nn rnjo clavel rojea. A los Lalcoues volados asoniadils laíj macetas, son los soliíS hatjilantL S t vní en las horas de I; Í siisl- t, i la ¡ilinósíera de lifinm, pueden sacar la calir. ¡Quién pudiera sus serreti s adivinar! tjnién índiera salierí né íiistiírias arcanas, tiué ocultoíi d r a m a s les cueut; in a los naciciUcs capullus las florcí mustias y viejas, c u a n d o haoia la calle inclinan s u s y a marchitas c a h e a s y de los resecos cálices saltan las hojas re. secas! Aquí la vida no es vida: aquí el vivir es quimera, dulce niodtkrra de niño, suave ensueño de poeta. liien dice la copla vieja... El canin: iT Íl de las monjas l i i llamadcj á la novena. a en e coro, fresco y hondo, las religiosas cs eran. Tal vez u n a esta leyendo las horas; tal VCK cecea, con un toudln gangoso, cu laiíu de malagueña. Presuroso acude el eura, moviendo las haldas neyras, fatigado y sudoroso, bajo el souibreron d e teja. La viejecilla b e a t a le detiene. Cuchichean los dos sobre enfermedades 3 muertes. iJosús, qué penal j H a visto usté otro verano d e m o r í a n d d tan tremenda? J- l canipT- iuil de las monjas ha llamado ¿la novena. VA tiempo calla dormido. l, us lluras, arr. i lran Icnlaa. Hri las jalbe; adíts tapias el sol, lü ¿udo, solea. ENÜ