Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
tón de grano limpio, lo da dos vueltas de pala, lo balea, lo acriba, lo ensaca y lo encierra... Cada una de estas múltiples operaciones representa esfuerzos enormes, tensión nerviosa y muscular terrible y una atención delicada. I a tan ponderada alegría de la recolección significa tristezas p u n z a n t e s y acerbos dolores. Lo contrario ocurre con el agosto heclio á la moderna. L- a máquina segadora realiza la temible labor; de suerte que ahorra el esfuerzo de muchos hombres y de muchos días. En las grandes recolecciones de los Estados Unidos, según hemos visto en recientes fotografías, hay segadoras tiradas por dieciséis, veinticuatro y treinta y dos caballos, las cuales cortan al mismo tiempo veintitantos surcos de mies. En cuanto á las trilladoras, aventadoras, desgranadoras y limpiadoras, ¿quién duda de los inmensos beneficios que reportan á la humanidad? Pero aquí no nos convencemos y seguimos sujetos á la esclavitud del trillo, de la pala y del bieldo... F 0 TÜGR. 4 FI. 4 S BE IKIGOVEN Y ALONSO