Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ASO XV MAmtm, 27 D E M A Y O D E 1905 NUM. 734. DE MONOS... CU ABRO D E PRATHLLA PRADILLA T A I L ideal de la pintura moderna es la conquista de la luz, y los hitos que señalan su oamiMo desde las obscurida f des contraídas en la imitación del arte clásico, de donde procede, señalados están por los grandes conquistax s lV dores de la luz al aire libre. Lamentamos diariamente el abandono de la parte arquitectónica y estructural de la; pintura, sin fijar la atención en que mientras haya luz que adquirir y problemas de color por resolver, los pintores natiyos, los espontáneos, los creadores que señalan el rumbo, lo desdeñarán todo menos lá luz y el color. El ansia de lo verdadero les posee, aborrecen las recetas, mentira histórica, y aunque otra receta será el fin de sus ansias, ponen en su conquista la ambición de lo porvenir, más perfecto que el pasado. La enseñanza artística ha sido aquí siempre una negación de esto que es el secreto, hoy á voces, de la pintura. Las carteras de Pradilla dicen que pudo traer modernismo. De Fortuny, uno de los más gloriosos iniciadores, nada importante se ha visto hasta ia apertura de la sala Herrazu. Pudieron traer modernismo Villegas, Plasencia, García Ramos, Casado del Alisal, Ferrant, Domínguez, Sala, Bilbao, SoroUa, Rusiñol, Casas... ¿Por qué no se abren en la Escuela de Pintura cursos libres donde los grandes coloristas españoles ó extranjeros pro porcionen á la juventud artística que no puede viajar contacto saludable con el arte europeo? El laborioso aislamiento de Pradilla, ya que por defectos de organización no proporcione bienes á la enseñanza, proporciónale gloria y provecho sin medida. He aquí algunas de las obras que ha producido en los tres últimos años: Una vemión del suspiro del Moro, para míster Wallis, de Londres; Deshoje del maiz en las calles de Terracina, para Mad. la Baronesa de Kramer, Munich; Misa al aire libre en una romería de Galicia, Mr. Honrath Van Baerle, Berlín; Stráda del santuario. Mr. N. Schnchine, Moscou; cuatro para D. Alejandro de Anitúa, Bilbao; Fin de la recolección del Bilbao; retrato de D. Mariano Royo, Zaragoza; dos para D. José Artal, Buenos Aires; y De mos, para el marqués de Luque, Madrid, monos. que hoy reproduci- FRANCISCO ALCÁNTARA