Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
illl lllCrónicci 6 ráfícaH lii p 4 m 9 m PJM p L hallazgo de un cuadro de Goya vendido por su dueña simultánea ó sucesivamente (en esto es triba toda la dificultad y el pleito) á varios marchantes, ha sido objeto de grandes comentarios en la prensa periódica. Los artistas y críticos que han visto el retrato no vacilan ni un memento en afirmar que se trata de tm Goya auténtico y, por tanto, de una obra de gran importancia. Aunque su estado de conservación no sea muy perfecto, puede advertirse en este retrato grandísima semejanza con el bellísimo del general Urrutia, que figura en el Museo del Prado. La colocación de la cabeza y el reparto de luces y sombras son, sin duda alguna, de la misma mano, y aún pudiera afirmarse que entre la ejecución de ambos retratos no había transcurrido mucho tiempo. Xumerosísimos son los retratos que pintó el inmortal maestro, pero en cada uno de los que nuevamente se descubren se halla siempre algo interesante y digno de atención. Los ojos bovinos, perfectamente horizontales de este nuevo y desconocido personaje, nos causan impresión profunda. Goj- a es de los pocos artistas que siempre nos ofrecen algo inesperado. Bien merece este cuadro que se lo disputen quienes se crean con derecho á él. I í NO de los hombres que más honda revolución han causado en las costumbres de Francia, el fanio sísimo autor y defensor de la ley del divorcio, Monsieur Alfredo K aquet, ha sido nuestro huésped durante algunas semanas. En la vecina República, Naquet, que nunca fué un político de profesión, ha pasado de moda por completo, como las comedias de Dumas (hijo) que tanto le ayudaron en su campaña. Hoy día, el problema social y moral c ue la implantación del divorcio envolvía no preocupa allí á nadie, ni la proporción de los casos en que esa ley se aplica es tan aterradora como en un principio se supuso. Otras cuestiones, al parecer más graves, preocupan á los franceses, y dejan vivir tranquilo y casi olvidado á Monsieur Naquet, quien cada vez se muestra más satisfecho de su obra. I AS dos fracciones del partido liberal han festejado con un gran banqu. ete las bodas de oro del Ex celentísimo Sr. Marqués de la Vega de Armijo con la Cámara de Diputados. Cincuenta años de diputación, una fe verdaderamente juvenil en sus ideales y una gran clarividencia política, hacen del Sr. Marqués uno de los personajes más respetables del Parlamento español. C E encuentra entre nosotros un ilustre compatriota, residente en América, el Dr. D. Francisco délos Cobos, á quien trae á España el nobilísimo intento de que se cree en nuestra patria una Universidad hispano- ameiicana. El doctor Cobos es un entusiasta amante de la vieja patria española y hombre de tan gran talento como generoso corazón. Sea bienvenido, y ojalá logre sus propósitos. 1 A boda de la Excma. Sra. Condesa de Requena ó, dicho más claro, de Gloria Laguna, como fami -liarmente la llamamos todos los madrileños, ha despertado gran interés. Focas veces se dará el caso de que una señorita aristocrática goce de popularidad tan grande como la de Gloria Laguna, á c uien, con nosotros, desea mil felicidades todo el pueblo de Madrid. n M i Si m m RETRATO DE GOYA, CUYA PROPIEDAD ESTÁ EN PLETLO Fot. Alonso m X i w W I MONSIEUR ALFREDO NAQUííT Fot. Couipaüy