Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
diendo á las parejas misteriosas que se explayan hasta la fuente de la Reina, y por fin, experimentando el placer sin igual de ver correr á los gamos y á los paletos por entre las encinas, y saltar y jugar á los conejos por entre las carrascas del monte? El Pardo es, hoy por hoy, una solución decente, y ojalá fuera tan fácil de arreglar eso del saneamiento de la pobrecita moneda tuberculosa, como lo es el saneamiento de los pulmones averiados, en aquel hermoso Reo, i Si- i tio donde el perfume del tomillo parece que penetra hasta el alma, según observación de una pobre señorita que pasa seis días de la semana en lo más lóbrego y dantesco de la calle de, Mesonero Romanos, y por eso sin duda es de opinión de que el alma debe de residir muy adentro, muy adentro, sin lo cual la suya habría perecido ya asfixiada por los efluvios humanos que embalsaman el centro de esta triste é insana capital. En fin, lo dicho: el Pardo es u n a solución proyisional cuando menos, y de soluciones provisionales vivimos en España hace siglos. FOTOGRAFÍAS FEEUDKNTÍIAI. ¿3 mmm S