Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ORILLAS DEL XALÓX Pito, Cudillero, Artedo, Somalo y Anua, y recrea su vista con panoramas magníficos y con cuadros de costumbres aldeanas llenos de poesía y de ternura, como el bable de aquellos aldeanos que caminan entonando melancólicas pravianas hacia los solitarios bórreos ó las apacibles aldeas. Para reflejar el golpe de vista que se descubre desde el alto de la I lovera, cuando desde Aviles se va por Salinas al Nalón, no hay pincel ni pluma en el mundo. El año pasado recorrió el Rey estos lugares de imponderable grandeza. Recuerdos risueños y tristes traen á mi mente aquella expedición. Al llegar á la orilla del río donde el Monarca se embarcara para salir hasta la boca del puerto, una cuadrilla de aldeanos le salieron al encuentro. I levaban una carroza que Flora no hubiera adornado mejor con amapolas, azulinas, mazorcas de maíz 3- espigas de trigo. Vestían las nozas e clásico traje asturiano, más clásico en tierra de Pravia que en ninguna otra de A. sturias, con sus vistosas faldas, con sus dengues, con sus cintas; y los garridos mozos calzón corto y montera picona. Cantaban todos dulcísimas pravianas, que coronaban con el típico ujiíjií. Ivxtasiados todos contemplamos aquel cuadro, aquel delicioso idilio que muy pronto se trocó en dolorosa tragedia, ü u o de los cantadores, el más joven, el más arrogante, cayó como herido por un rayo: traidora y cruel ang ina de pecho cortó su exi. stencia. P U E N T E DE LA PORTILLA Coa lágrimas en los ojos vimos desfilar silenciosa hacia Sada la carreta de las mazorca. de las espigas, de las azulinas y de las amapolas, sirviendo de carroza fúnebre al cantor de las pravianas. Seguíanle, dando gritos de dolor, las mujeres de las anchas faldas y de los dengues, que antes entonaban radiantes de júbilo las más tiernas canciones de su país... ANGET. MARÍA FOT I MA: r ¡rx CASTELL