Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
SERRANILLA DE GUADARRANA T 3 ECI- R A MflNETÍR tJEL, MARQUÉS T E SnrlTIUUflrlfi, t) IfJlGO D rSVf oSJt, plscieiífe. o loros Jt uomo la rQtsina, no Iñ hB ¡fan cjírúza ciijt en Sujsdsrrsma ¡a vú c ahih St píssnéú ¡3 grama. 5 e auerpa p queñs, mori: B inspíis. redonda bsrbüh, oinfttrs nccñs; ofsitando Qsiamsña de rntit ¡fosca rsnra. no eno diJt brOQíidos fíi paños hbrados ni focas de dama. Si alguno la llsma fozuda y sshareña, cünis fa risiitíiiB: -ÍJjí m! ío ssñürs. sin dueño ni dueña, y apártese jgora pasifo. qne sneñS! ya J J A C pQrJsmj que cí monfe cs de psñs, y en el mcn í l ña iicne la pastora la de Bn 3 dsrrama 3ii olor el ¡cniisco, lomillo ó retsma iribiih s ¡spriseo. y e aire artjbalsama. 2 usnsn canrpam llo ds hs receñíales eníre los lomillos y los malorrales. Con hondo quejido la cabra primala sigue- í la zagala y j recién nacido bala, en el a re Sdeuelaiemblandofresco adusls sierra viene un uillanesoo cañísr de la iisrra cuyo eco derrama padrón len adora, j c mezcla d deshora con ff ardiente éramt del cieruo y la S ma, y oprime y azorarequiere, reclama, persi sie, enamora... mas no d la pastora, la di 3 ti 3 Sana, si no hermosa, de buen conlinenls, la iara placienle, fresca como rosa triscando en la grama sin penas ni ameres, Icye m señores, la de Suadarrama í í fe sin cuidado, guardando ganado con otros pastores 2 ú. 3.