Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
apetito que se respira por doquier; pero ¿tienen la culpa los hambrientos? ¿Cómo tapar tantas y tan abiertas bocas? éQiíé hacer? como decía el novelista ruso. Por lo pronto, divertirse, contestan los alegres sevillanos, para quienes las penas no existen; admirables filósofos que toman la realidad cual debe tomarla un maestro de la vida. ¡Oh, si todos fuéramos como ellos! ¡Ah. si toda España fuera Sevilla en tiempo de feria! Vean ustedes: allí, aun cuando la atmósfera esté seca y se trague polvo, quina y todo cuanto tragamos los espaiioles á estas fechas, no hay miedo de que la gente pierda el buen humor. No habrá humour á la inglesa, ó humorismo en esta nuestra patria, según asegura muy formalmente el sabio D iriguel de Unamuno; pero lo que se dice bimi humor, vamos, ganas PABELLÓN DEL CFNTRO DF. BICLI. AS ARTIÍS HX LA f l í E J A 1 K FOT, CEMÜRANO de juerga y de jaleo, sigue habiéndolo tanto ó más que en los tiempos más felices de nuestra hi. storia. Sólo para divertirse lian construido los socios del Círculo de Bellas Artes de Sevilla un corral de vecinos, como quien dice; una manzana de casas exclusivamente destinadas á arder enfiestas. Y allí van los maestros del huiiiour, que son los ingleses, y se quedan con tanta boca abierta liedlos unos papanatas y llenos de envidia. Porque si la filosofía no tiene como principal objeto el pasar la vida lo mejor y lo más alegremente posible, ¿para qué servirá la filosofía? r. Í A N T O Ó más filósofos que los sevillanos, sus casi correligionarios y antiguos amigos del otro lado del Estrecho, lian salido, no obstante, de su marasmo habitual y estar cada vez oxks farnicos. Es decir, que como á perro flaco todas son pulgas, con la sequía y la baja de los fondos y la subida de los cambios vienen á complicarse los peligros que ofrece la cuestión de Marruecos, peligros que ya vaticinábamos hace ocho días, dejándonos llevar de nuestra habitual malicia. Nuestro corresponsal el Sr. Gómez nos ha enviado -arias fotografías que pnieban lo grave de la situación eii Meli 11 a. Gracias á esas pruebas hemos tenido el honor de conocer al respetable Sr, de Schadly, nuevo bajá del campo ó representante del pío felice triunfador Roghí, entre las Sábilas de los alrededores de Melilla; v hemos visto de EL NUEVO BAJA I N S U R R E C T O DEL CAJIPO D E MELILLA FOT. R. GÓMEZ LOS ASKARIS IMPERIALES ACAMPADOS EN LA PLAZA D E TOROS DE MELILLA F O T K. GÓMEZ qué manera los á. skaris ó soldados imperiales batidos por las rebeldes kábilas han tenido que refugiarse en nuestra Plaza de Toros y acampar en pleno redondel hasta que venga el Roghí á darles la puntilla. Las noticias últimamente recibidas en el momento en que esto se escribe, indican una reacción favorable á la autoridad del emperador legítimo, porque se asegura que algunas kábilas se han convencido ya de su error al confundir al Roghí con el príncipe Muley Mohamed el Tuerto; pero de todas maneras los áskaris no han podido aún salir de los medios de la plaza de toros, ni volver á la Alcazaba, de donde les echaron los rebeldes... entre otras razones, porque éstos tuvieron la precaución de destruir la Alcazaba.