Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LA LEYEN DA DEl. SUEÑO 5 t n U i Sncilíi como i; n niño íilado, Krád l ligera, qiit se j osa en los tiillos d é l a ailormidcra, flnr í iíc cocor a hacia el snclosu cabeia gallarda, pero m u y volnmínosa para l a d e l g a d e z d e SU UoncoE n el poema inmortal de Homcr- en la JiaJa y cu uno de lo3 pa- sajea máíi l i t m i o s o s ílcl canto XIV. J u n o n esposa de Júpiter, deseando Favorecer á lo jj ncgos que frente á los muTofi de T r o v a combaten por v e n g a r el honor de su prínciIte Mejiclao, y m i c á l a sazón van casi de vent i l a llama al Sueño, habitante du la feraz isla de Lemnos, v prodigándole I: is mas tiern a s j r e s p e t u o s a s expresiones í Rey V señor d e las Deiíladci todas y de lodos los hombres conjura Á que visite á Júpiter, prolectordelüstrovanoSn para que vencido por suave letargo, a b a n d o n e ó deje de SU m a n o á cstoíi y p e n n i ta la victoria de los griegos. Kl Sueño contesta Ala diosa, y dice q u e sobre todos los mortales é inmortales ejercería s u señorío, menos sobre Júpiter quien ya c u pasada ocasidn í i u i s o castigarle por haberse atrevido á obscurecer un momento s u m e n t e Insiste J u n o en sus ruegos, y para convencer al Sueño le ofrece n a d a m e n o s uue el a m o r d e u n a u e las tres OriiciaSn d é l a lindisiraa Pasitea A quien el S u e ñ o a m ó s i e m p r e l ero connlos dioses del fllimpo griego se p a r e c í a n bastante á los hombres políticos de ahora en lo do ofrecer puní no cumplir el SneñOf algo escamado, oblig- T 4 la diosa á que l e j u r c que, en efecto, Pasitea le pertenecerán Mas para adormecer á Júpiter, ni a u n el mismo Sueño basta, y es menester que le avude el Amor, símbolo admirable cuya inteqiretacíón al curioso lector queda. Ditujd DI aoun W. B.