Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
va orden de Alfonso XII, la encontraríamos en los méritos que han sido recompensados por S. M. el Rey con las dos grandes cruces de dicha orden concedidas ültimamente á dos beneméritos filántropos y bienhechores de la humanidad: uno guipuzcoano, el opulento patricio D. Pedro de Viteri, fundador de magníficos establecimientos de enseí 5 anza en Mon dragón y en Fuenterrabía, en los cuales lleva gastados más de ciento cincuenta mil duros; segoviano el otro, el acaudalado capitalista D. Ezequiel González, que ha dotado á su pueblo natal de una escuela en cuya construcción ha invertido la respetable suma de un millón de reales. El alto ejemplo dado por estos dos nobles patricios españoles que tan acertado empleo saben dar á sus bienes y tan sabia dirección á sus impulsos patrióticos, nos muestra en esperanza el fruto cierto de lo que puede ser, de lo que seguramente será el día de mañana nuestra desdichada nacñón si los poderosos de ella, deponiendo sus egoísmos y mezquindades, L O S A C T O R E S J O A Q U Í N A R J O N A V I C T O R I N O T A M A Y O Y F E R N A N D O O S O R I O E N 1 8 6 0 dan á sus capitales la mejor aplicación posible, la más santa y sublime de todas, puesto que al redimir de la esclavitud de la ignorancia á los que J padecen, realizan al par la primera de las obras de misericordia: enseñar al que no sabe. CTOB, hijo de actores, hermano del más ilustre dramaturgo de su tiempo, Victorino Tamayo y Bans, que ha muerto en la mayor obscuridad y en modestísima posición hace pocos días, fué una muestra más de lo inseguro y deleznable de los laureles que en las tablas se conquistan. Los cincuentones y sesentones que vieron representar á Victorino Tamayo aseguran que era éste un actor perfectísimo, de una grande y pasmosa flexibilidad artística, elegante, natural y correcto en el decir. La obra maestra suya, su creación magna, como se dice ahora, fué la interpretación del tipo del actor Yorik en la famosísima tragicomedia TJn drama nuevo, que escribió su hermano el gran D. Manuel Tamayo. Como recuerdo del excelente actor, reproducimos un antiguo retrato en que á su lado figuran otros dos grandes artistas de la escena: Joaquín Arjona y Fernando Osorio. En estos últimos tiempos casi nadie sabía ni aun que existiera Victorino Tamayo: otro á quien le ha hecho falta morirse para que muchos se enterasen de que vivía. A ESCRIBANÍA REGALADA AL SR. MERINO K el adjunto fotograbado p u e d e n admirar nuestros lectores una hermosa escribanía de plata maciza, regalada al señor D. Fernando Merino p o r s u s electores y paisanos del distrito de La Vecilla. Como quiera que el señor Merino ha representado dicho distrito desde su ingreso en la vida política, antes, por consiguiente, de emparentar con el ilustre hombre público Sr. Sagasta, consagrándose por completo y sin intermitencias á defender los intereses de aquella hermosa región leonesa, los electores de La Vecilla, al obsequiarle con tan hermoso presente, satisfacen una deuda de gratitud que les honra tanto como al Sr. Merino. La escribanía es obra del notable escultor Sr. Marinas, y ha sido fundida en los t a l l e r e s Masiiera, dé Barcelona. Los gastos fueron sufragados por suscripción p o p u l a r y esto demuestra el profundo cariño que profesan sus paisanos al joven y distinguido hombre público. E