Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
PRIMER ASALTO DEL DUELO M A X EÉGIS- LABERDESQUE RECONOCIENDO LA (HERIDA DEL ALCALDE DE ARGEL FOT. JUVEN Y C AS continuas diferencias y aun los continuos escándalos surgidos entre leí célebre agitador antisemita Max Eégis, alcalde de Argel, y el periodista de la misma ciudad Mr. Laberdesdue, han tenido sangriento desenla 1, ce. A las nueve y media de la mañana del viernes de la pasada semana reuniéronse ambos contendientes, acomnse panados de sus respectivos testigos, en el velódromo del parque de los Príj cipes, cerca de Auteuil, y sostuPrí: vieron repetidos asaltos á espada, sin que hubiera efusión de sangre. Los ¡padrinos acordaron suspender el duelo hasta el día siguiente. Volvieron á encontrarse, con efecto, el sábado último á las ocho de la mañana en el mismo sitio los Sres. Eégis y Laberdesque y reanudaron el combate. Al tercer asalto resultó Mr. Max Eegis herido en el antebrazo, brotando de la herida gran abundancia de sangre. Mientras se le reconocía, Mr. Max Eégis, todo descompuesto, increpaba á su adversario, quien oía) 3 insultantes frases del alcalde de Argel cruzado de brazos y sin perder un momento su fría gravedad, ni aun (guando aquél le dijo: ¡Me he batido para demostrar que no le tenía miedo, pero continúo considerándole o nn asesinol Y Laberdesque, en cuanto su adversario sane de la herida, le enviará otra vez los padrinos í ara pedirle satisfacción por este nuevo insulto. L PRIMERA DE ABONO. -Al presentarse cuadrilla de LAnoriaslas piernas: hay hasta quien saluda la los matadoreseste año en el hemiciclosunacional, la mayoríaseaplaude, lastemsilban, y á con un cencerro. Por parte, los diestros preguntan miblándoles ¿Habrá hule?