Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
nñ, i, a- yiint, íj ¡ua, jm í, LM ¡jU registro civu como á una persona natural, con su nombre, f i de sus señores padres, la pinta y todas las demás circunítaneias. Se le cortan las orejas y la punta del rabo, y A otro, y cíanos y danos, y vayan y vengan, y tajada general. Más que el becerro, corre la bota. Respecto de la tienta ¿pero hay ya tienta? -Eso es nns, jílata orma- -como dice un revistero profesional cuando quiere decir que 63 una pura fórmula E n fin; antiguamente esta operación decisiva se llevaba con todo escrúpulo. Vacas y becerros utreros, avisados por un capote y detenidos por el varilarguero en el corral, habían de acometer repetidas veces y recargar para ser tenidos por útiles. O bien, como se hace generalmente en Andalucía, efectuando la tienta por acoso en campo abierto, y esperando el tentador con garrocha y contra la querencia de la res. La nota de tienta e n la que constan las hazaíias y proezas del becerro en los ejercicios de su licenciatura, constituye su ejecutoria. El conocedor de la ganadería, que se sabe de memoria la vida y milagros de toros y vacas como si los híibiera criado á sus pechos, señala, cuando se aparta una corrida, las reses de su mayor aprecio y consideración: -Este es hijo del toro Fulano, sobrino de Mengano, primo segundo de Zutano, y primogénita de la vaca Perengana. Aquél se peleó con Señorito, que mató á Caramelo, hermano de Flor de jara, indurtao por bravo, como su tío tercero, Pies de liebre, que tomó diecisiete puyazos y dejó en la Plaza nueve caballos. Así salieron, en estos tiempos del rigor de la tienta, toros como Jaquetón, Huracán, y otros famosos por su bravura y su poder. Ahora, y sálvense las honrosas excepciones que haya que salvar, la tienta suele ser también- axis, juerga; bien es verdad que lo que no va en garrochazos en la dehesa, va luego en banderillas de fuego en la Plaza. Y es una compensación. ¡Permita Dios que á los malos criadores les depare su sino las tres cosas que necesita en el campo un toro bueno I Mucho sol, muchas moscas, y al lado del río. JOSÉ DE FOTOGRAri. iS J. ZABAI ETA LASEENA i- M. DIBUJO DE REGIDOR