Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LA PASIÓN ETERNA -ti 1 Dieron las doce. Eesonó la trompa en las hondas regiones del silencio, y las macizas losas de sus tumbas levantaron los muertos. Al toque funeral vibró en los aires música horrenda de crujir de huesos, y empezó entre las sombras de la noche la pavorosa danza de esqueletos. Surgió de las entrañas de la tierra cuanto hundió en ellas la segur del tiempo, y rápidos volaron los que han sido en la galop fantástica revueltos. Los que se amaron con febril locura, los que con safia ruin se aborrecieron, corren unidos en estrecho abrazo con los sudarios fúnebres cubiertos. Todo se borra en la terrible fiesta: orgullo y ambición, rabia y despecho; que las mundanas luchas se concluyen en la profunda paz del cementerio. Cuando alborea en los lejanos, picos cárdeno el día, calíanse los ecos, y huyendo de la luz y de la vida las sombras vuelven al obscuro encierro. Sólo una queda. En las vacías órbitas brilla la roja lumbre del infierno, como retando á singular combate del sol que nace al resplandor intenso. En la cerrada tumba de Desdémona con ansias de Satán se yergue Ótelo todavía dudando, todavía de su pasión brutal en el tormento. iQue cuando todo acabe, cuando el mundo se hunda en la eternidad, roto y deshecho, sordo y terrible vibrará en el caos el aullido salvaje de los celos! DELGADO DISUJO DE MÉNBEZ BRINGA