Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
1 C I- Z ÜO fin de que la pequenez, su principal Complemento de una toilette elegante, el encanto, saltase á la vista. calzado influj e poderosamente en el conPor punto general, hay que convenir junto de la estética femenina. en que la moda fué en esto esclava No podría alardear de elegancia y de disdel bueh gusto, pues si algunos protinción quien descuidase este importantísisaicos constructores, atendiendo á la mo extremo, porque sería lo mismo que si comodidad más que á la gracia y á la a. erigir una hermosa estatua no se tuviera belleza y creyendo prestar un servicio en cuenta la belleza del pedestal. á la humanidad, rompieron con la traKe poco servirla al adorno de una mujer dición y presentaron como último motodo un derroche de buen gusto en el vesdelo, en competencia con la clásica tido, si á completar la obra de su indumenforma, un calzado antiestético sin sutaria no viniera la fina labor de un zapatejeción á ninguna ley de buen gusto, ro, al que cabe tanta gloria en lo que al emsu obra atentatoria no prosperó, y bien bellecimiento del vestir atañe, como á la pronto el zapatito espiritual de elevado modista que con su gracia en la confección tacón y fina punta, un instante olvidacontribuye á aumentar los encantos naturado, recobró su imperio para seguir les del sexo femenino. prestando su concurso á la belleza de Los pies de una bella han sido desde los los pies femeninos. más remotos tiempos objeto de atención No se comprende un pie elegante, preferente por parte de los eternos enamocuyo principal atractivo es la pequerados de la belleza. nez, encerrado en una bota ancha, de La poesía ha compuesto en su loor tanZAPATO I V 0 N N E T T E 5 DE CHAROL, gruesa punta y bajo tacón. Ciertamente- T Udla i. m. tas y tan inspiradas canciones, que con ellas H E B I L L A D E L U C E S T LAZO DE es muy cómoda, pero eso de la como- ZAPATO ROBERTO PIEL DE ANTÍLOPE, HEBILLA DE PLATA ZAPATO P A P I L L O N DE TAFILKTB GRIS, HBBILLA GKANDE podrían formarse muchos volúmenes. Y LAZO EN FORMA UK FLOR D E L I S didad quédese para el hombre. Una mujer bonita no prescinde Y LAZOS DE TERCIOPELO NEORO ¿Qaión que haya cogido una vez la pluma para expresar en verso fácilmente de la belleza en gracia á la comodidad, y en esto da su sentir á la duefia de sus pensamientos, habrá dejado de mencionar prueba de una mayor delicadeza de gustos y de sentimiento. Actualmente, la moda en el sus diminutos pies, si no ha tenido inspiración bastante para consagrar á ellos solos toda una calzado difiere poco de la que imperó en los tiempos en que más ferviente culto se rindió á la poesía, como tantos poetas hicieron? belleza. Podrá argüirse que algunos al escribir acerca de los pies de una hermosa, parece que lo Tiende á aumentar los atractivos naturales del pie, y únicamente se separa un tanto de hicieron con sus propios pies; pero en cambio otros muchos, los más, podría creerse que este principio en que se inspira, tratándose de calzado especial como el que se usa para escribieron con los pies en que se inspiraron, á juzgar por la belleza y por la gracia de sus el agua, los viajes, etcétera, en el que lógicamente debe prescindirse de la estética, en gracia composiciones. Y es indudable que más que al pie en sí mismo, se cantó al pie encerrado en á la comodidad y á la salud. su estrecha cárcel, es decir, á la cárcel propia, puesto que la belleza del pie hízola siempre Los modelos que presentamos son los de uso más corriente. El zapato á la papillon, consresaltar el calzado que lo cubría. truido de tafilete gris, es una de las más recientes creaciones; la gran hebilla que lo adorna Prueba bien evidente es que en los tiempos en que el arte de la zapatería no había comen, y el lazo en forma de flor de lis, prestante gran belleza. zado á preocupar á las gentes, y unas rústicas sandalias se consideraban digno encierro de Otro modelo muy aceptado es el Ivonnette, de charol negro, con pequeña hebilla de plata unos pies femeninos, fueron muy pocos los poetas que encontraron en ellos asunto en que y lazo de seda ó terciopelo. inspirarse, como lo prueba el escaso número de composiciones antiguas que tratan tema tan El zapato Roberto, construido con piel de antílope, es, sin embargo, el preferido, pues á su importante; y en cambio, desde que comenzó á mostrar su influencia el arte zapateril, dessencillez une el atractivo del adorno, consistente en un artístico lazo de terciopelo negro, que bordóse como torrente la inspiración poética para cantar en todas las formas, con sujeción sujeta una hebilla de plata. á todos los metros, y algunas veComo calzado de uso corriente, ces hasta sin sujeción á los dividebemos citar la bota de cartera nos pies de las damas. negra ó de color, de tafilete, con Resulta, pues, que la gloria de pequeña puntera y tacón bajo, haber inspirado á las musas no pero fino, y el brodequín francés corresponde tínicamente á éstos, (le becerro, que, como más resissino también, y no en escasa protente, se reserva para los días de porción, á los habilísimos artífices lluvia. que supieron encontrar el modo También ofrecemos un elegande aumentar su belleza. te modelo de brodequín de raso Con raras excepciones, los enblanco, de gran fantasía, cuya cargados de tan hermoso asunto, excesiva delicadeza impide que esto es, los constructores de calBRODEQÜÍN DE RASO BLANCO se generalice su uso. zado, dieron pruebas de discreDe todos estos modelos hemos obtenido las fotografías que ción y de buen gusto ideando modelos y adoptando formas aparecen en esta plana gracias á la amabilidad de la distinque contribuían á hacer más ostensibles los encantos naturaguida artista Srta. Pretel, que accediendo á nuestras solicitules, y registrando en la historia encuéntrase que, aun variandes permitió que fueran fotografiados sus pies (pies modelos, do mucho en la forma, se ha procurado siempre conservar como el calzado) y á la del zapatero Pepe, bien conocido y este principio fundamental. En las épocas en que la moda elogiado por toda la buena sociedad madrileña. imponía el uso de vestidos cortos, el calzado, más á la vista. BRODEQUIN FRANCÉS DE BECERRO, PARA AGUAS no debía constituir más que una ligera envoltura del pie, á BOTA DE CARTERA, PARA CALLE Fotografias Franzen