Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
i ¿Sí. Kf, -r í i? 4 V f 1 fÍ! SS V 3 ÍrV Í -i ef Ví- -í f s u MAJESTAD A CABALLO EN LA JACA GRAY la ganadería del general Rivera; Jardinero, Estudiante y Gracephal, éstos dos últimos de gran alzada, procedentes de la yeguada de Aranjuez. La clase de equitación, que como ya he dicho ¡a da diariamente á las diez do la mañana, empieza siempre con ejercicios de volteo. Un caballo en pelo sale con u. n ligero cinchuelo, recorre con velocidad la pista, y el Rey ágilmente lo monta y desmonta. En ésta, como en todas las demás prácticas del picadero, alterna con los mejores desbravadores, domadoi- os y alumnos de Caballerizas. Los martes y jueves se dedican á correr cintas; los sábados, á carreras de obstácu os. En ocasiones salen juntos á caballo el Rey y S. M. la Reina Regente. Durante la Parada, que se verifica al relevo de la guardia de Palacio, cuan lo es grande la afluencia do público en la Plaza de la Armería, se ha visto muchas veces llegar á ambos galopando sobre briosos corceles. Atraviesan las compactas filas dé soldados entre las curiosas miradas del pueblo, entusiasmado con el espectáculo, que es realmente hermoso. Las bandas de música lanzan al airo con ensordecedor estrépito la Marcha Real, la muchedumbre agítase presurosa para ganar el sitio más próximo á aquél por donde ve venir á las reales personas, y éstas, haciendo gala de su proverbial cortesía, saludan á derecha é izquierda. El cuadro, lleno de vida y color, adquiero su más simpática nota cuando el Rey niño, con marcialidad, gallardamente, Se descubre respetuoso al pasar por delante de la tandera. GABRIEL. R ESPAÑA