Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
f í- r SSí i EL DÍA DE SAN ANTÓN -Hoy no despacho verdura? aunque no coman mis hijos. Quítale al barro la albarda y ponle aparejos limpios, que voy á llevarle al Santo pa que presuma el endino por la calle de Hortaleza; anda, date prisa, chico, átale bien esa cincha, y pásale ese cepillo, y ponle herraduras nuevas, y humedécele el hocico, y adórnale con cintajos encarnados y amarillos, pa que al verle las pollinas digan: jOlé los pollinos chulos y con circunstancias, y elegantes y castizos Ponle la cascabelera pa que meta mucho ruido, que es clásico en este día; y no tardes mucho, niño, que tengo las grandes ducas de montar en mi borrico y de hacer parada en todas las tabernas del distrito y decirle al tabernero: ¡A veri Saque usté aquí vino pa un regimiento de guapos. I Viva España I i Soy u n tío 1 Y que me digan las mozas al pasar: Ese es Mauricio el verdulero, hecho un hombre. Y contemplando mi tipo flamenco, digan absortas: ¡OIé los machos bonitos, honra y prez del seso feo! Y volviéndome con mimo, y mirando aquellas caras de gloria y aquellos chinos de los mantones bordados, que van haciendo equilibrios al compás del movimiento de aquellos cuerpos tan lindos, me pongo el sombrero á un lado, y entornando los ojitos las diré con mucho aplomo: ¡Dios bendiga lo divino; tienen ustedes u n cuerpo, que ni la Venus del Mirlo! Y engallando mi persona y dando espuela al pollino, iré por la calle alante orgulloso de mí mismo. Conque, no pierdas el tiempo; anda, date prisa, chico, átale bien esa cincha, y ponle aparejos limpios, y adórnale con cintajos encarnados y amarillos, que esta tarde, si Dios quiere, ambos á dos nos lucimos. ANTOKIO DiBrjo BE HUERTAS CASKHO