Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ACTUALIDADES El héroe del día Data su renombre del día 9 del corriente, en que fué conocido en Madrid, y horas después en toda España, el afortunado combate de P u n t a Brava. Algo h a puesto el acaso ó la ProYÍdencia en la aureola de gloria que hoy rodea al bravo comandante, pero preciso es confesar que esa fuerza superior no ha hecho sino premiar á uno de nuestros soldados más valientes, más aguerridos, m á s dignos de fama y recompensa. Las extensas biografías que del Sr. Cirujeda han publicado los diarios; el relato de los combates por él sostenidos en la provincia de la Habana, y que le valieron el sobrenombre de salvaguardia de la capital la misma noble, modesta y espontánea franqueza con que hizo el relato oficial del combate, sin recabar para sí mayores glorias y méritos que pejfectamente pudo haberse atribuido, todo demuestra que la fortuna no ha sido loca por esta vez y que con toda justicia ha hecho objeto de sus favores al bravo comandante y al batallón de San Quintín, que tantos timbres de gloria y de heroicidad cuenta en sus banderas desde la guerra de diez afios. D. Francisco Cirujeda y Cirujeda nació en Mogente, proBL TKNIENTJi; CORONKr. D FKANCISCO C I R r j l S D A vincia de Valencia, el día 10 de Julio de 1853. Ingresó en la Fotog. Calvet caja de quintos de Valencia en 3 de Octubre del 73 como soldado por su suerte. El 3 de Diciembre del mismo año se i icorporó al quinto regimiento montado de artillería, pasando á fines del siguiente año á la brigada sanitaria. En el año 73, y á petición del general en jefe electo de Cataluña D. Arsenio Martínez Campos, pasó á dicho distrito, que se hallaba declarado en estado de guerra, entrando seguidamente en operaciones, distinguiéndose tanto, que f aé nombrado alfé. lez de Milicias eon destino al bata, llón provincial de Murcia núm. 10. Dis, tinguióse en la campaña del líorte co. mo agregado al cuartel general de Martínez Campos, y en 9 de Marzo del 76 obtuvo el empleo de teniente, marchando á Cuba con el grado de capitán. Cayó herido gravemente en el encuentro de Sabanto de Ozaba, confiriéndole por este aecho de armas el empleo de capitán. A su regreso á España fué destinado al batallón depósito de Getafe, prestando después el t- ervicio de profesor en el Colegio de Huérfanos de Guadalajara. A fines de Febrero df- 1 83 pasó al ejército de Filipinas, prestando sus servicios en Visayas y siendo después ayudante del general Jovellar. Ascendió á comandante en Octubre de 1894, y el 84 de Enero del pasado año se le destinó al batallón cazadores de Arapiles, expedicionario á Cuba, á donde pasó como voluntario. Cuando fué á la Isla el general Martínez Campos, Cirujeda le suplicó que le llevara con él. El general lé contestó: -H a sido usted herido á mi lado tres veces, y no quiero que le hieran de nuevo, dejando huérfanos á trece i hijos. Oiruieda insistió, y Martínez CamLA lOAMILIA D E L SK. C I R U J E D A Fotog. J. Méndez