Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
-Oye, Joaquín, aquí pones lluvia para el viernes, y el viernes tenemos que ir de campo; conque ¡á ver si lo arreglas! -Pero ¡otra! ¿cómo queréis que haga eso? Ir de campo otro día. -Joaquín, no pué ser; tié que ser el viernes por juerza. -Pero, tonabre, ¿y qué voy á haoele? ¡Otra! Pvs pon la lluvia pa el domingo, que no salemos de casa denguno. Una voz, y en un pueblo de la Mancha donde llevaban cinco meses de la más absoluta sequía, contra lo que decía el almanaque, organizaron solemnes rogativas para que los campos se fertilizasen con el agua, y empezó á llover, y á llover tan copiosamente, que tuvieron necesidad de organizar obras rogativas para que dejara de llover. Créame usted; el tienipo y el calendario están divorciados en absoluto. Como le decía, los almanaques profesionales están hechos á gusto de todos. Así, lo más simpático para los estudiantes son los días que señala como festivos, ios que determinan vacaciones, Semana Santa, Pascuas, Carnaval, etc. Para ellos, que truene, que llueva, les es indiferente; cosa, en cambio, que absorbe por completo la atención del hombre del campo, que vive pendiente de la tierra y mirando al cielo, porque si llueve, como es bueno para una cosa y malo para otra, de ahí que no sepa á qué carta quedarse y viva siempre en constante inquietud. Los empleados buscan en su almanaque los derechos pasivos para el día de mañana, el negociado en que está Fulanito, quién está de secretario en tal parte. Aunque á este calendario fáltale lo más importante: y es que no señala las crisis ni los días en que se saca credencial, cosas de absoluta necesidad para la vida de un empleado. También hay una respetable tanda de calendarios divertidos, tales como Almanaque de La Carcajada del Buen humor, de la Alegría, del Qiñtapesares, del Quitapenas, almanaques que parecen unas castañuelas, y que son pregonados por los chicos á voz en cuello: ¡Pisa para todo el año! aunque luego resulta que se ríe uno cinco minutos escasos. No falta quien tiene humor para hacer el santoral en verso, y allí danzan los santos en redondillas, cuartetas pareados y demás. ¿Que hay quien no tiene consonantes posibles? No es un obstáculo. Esos riman con los innumerables mártires, y en paz. Así, la forma poética se salva. Y termino con las palabras del Evangelio: ws la paz sea con vosotros durante el año 1896! GABALDÓN DlBUJí s DE F E) EKICO