Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
¡QUÉ LE VAMOS A HACER! Sr. Director de BI- AKCO Y IÑTEGRO uERiDO amigo y director: No h e podido hacerle á usted h o y ol articulo encargado, y por ello le pido perdón puesto de hinojos, a u n á riesgo de estropearme los pantalones. H o y n o ostá el h o r n o p a r a tafetanes, n i la Magdalena p a r a bollos, ó viceversa. Y la Magdalena soy y o mejorando lo presente. Más claro: quo h o y no estoy p a r a bromitas. -Señorito, m e dijo esta m a ñ a n a la Polioarpa, u n a de nuestras primeras criadas en punto á. brutalidad, qué gasta u n a n u b é c u l a en u n ojo y u n a tempestad deshecha en el otro. Levántese usted, quo son las nueve. T me llamó, dándome u n mpujoncillo respetuoso. P e r o hallábame yo soñando que ol moro Solimán me traía sobre u n a bandeja de p a n de higos u n p a r de madrigales dedicados á mi humilde persona, y mo sentó m a l que l a fregatriz se p r o p a s a r a á molestarme de u n modo t a n llamativo. No contesté, pues, al aviso de la criada. Me limité á tirarle la p a l m a t o r i a á la cabeza y á esconder la mía e n t r e las sábanas. La Polioarpa comprendió el verdadero sentido de aquella indirecta, y se retiró por el foro rascándose en silencio la parte dolorida. A oso de las doce me e n c o n t r a b a yo más tranquilo y me disponía (palabra de honor) á escribirle á usted el articulo p a r a BLANCO Y N E G K O ¡Pohcarpa! grité desde el catre. ¿Qué quiere el señorito? contestó Polioarpa. ¿El desayuno, como siempre? -Hoy n o repuso. E n voz de j i c a r a de chocolate, tráeme el t i n t e r o Desde que di la orden h a s t a quo P o l i e a r p a l a eum p l i m o n t ó tuvo tiempo de sobra p a r a soñar otra vez con Solimán. P o r fin llegó m i doméstica con el tintero sobro u u plato. Fui á destaparlo, y u n a columna, al parecer do humo, surgió dol obscuro liquido. ¡Policarpit. exclamé asustado. ¿Se h a declar a d o algún incendio en el fondo del tintero? -No, señor; es que he echado ol chocolate en éJ. Como me d i j o usté que lo trajera en vez de la j i cara!