Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A OCHO DÍAS VISTA Yacacloncs estudiantiles. -Olvido saludable. -Efectos de las reformas. -Las enmiendas del Senado. Religión y Moral. -El cartel del Congreso. -Huyendo del perejil. -Las llaves y la ganzúa del Estrecho. -Inglaterra emperejilada. El león y el toro. -Gladiadores y naumaquias. -El público, con sangre entra. -Las oposiciones de la Tabacalera. -Cajetillas de opositores. En l3ii sca de locaL Las que se trae el año próximo. -De martes á martes. -I Vaya un niño! -Nuestros deseos. Con imponderable júbilo h a n recibido este año los est u d i a n t e s las vacaciones de Navidad. Los regocijos familiares les h a r á n olvidar por unos días t a n t o y t a n t o quebradero de cabeza como cayó sobre ellos con motivo y ocasión de las reformas de la segunda enseñanza. H a y niños que á, los doce años se h a n quedado calvos de t a n t o cavilar, y otros cuyas frentes juveniles son surcadas por las arrugas de la vejez. Allá en el pueblo, la madre no conoce á su hijo, que á principios de curso se matriculó en el I n s t i t u t o de la provincia. -Pero ¿tú eres aquél? ¿Tú eres el hijo de m i alma? -El mismo, a u n q u e algo perjudicado por la instrucción. Se necesita todo el cariño de la madre y todos los productos de l a m a t a n z a del cerdo p a r a devolver el v i g o r a las carnes enflaquecidas del escolar. Y lo que te rondaré, morena. A los planes de G- roizard y á las correcciones de Puigcerver, h a b r á que añadir las enmiendas del Senado, en cuyas manos se encuent r a ahora el pandero de la enseñanza. Es preciso que losniños estudien en elbachillerato, además de todo Jo acordado h a s t a ahora, l a asign a t u r a de Eeligión y Moral. T en este p u n t o estamos de acuerdo los señores de l a A l t a Cám a r i y u n servidor suyo. A t a l e x t r e m o h a n l l e g a d o l a s cosas, que sólo en l a Eeligión pueden los estudiantes hallar consuelo. T respecto á la Moral, ¿no es esta p a l a b r a el grito de los estudiantes desde el mes de Octubre? Esa es, en efecto, sino que con otra erre. En efecto, no ha habido medio de averiguar qué es lo que ha habido ó h a y de cierto en los rumores acogidos por la prensa británica respecto á la cesión de la isla del Perejil, hecha á I n g l a t e r r a por Marruecos. Claro es que se t r a t a de rumores aislados pero esto mismo les da m á s verosimilitud. ¿No se t r a t a de u n a isla precisamente? ¿Qué hace I n g l a t e r r a con las llaves del Estrecho si se presenta o t r a nación con u n a ganzúa? P o r eso los dueños del P e ñ ó n necesitan todos los peñones adyacentes. Mas se dice que la susodicha cesión q u e b r a n t a el stata quo, que las potencias deben alarmarse, que la cosa dará juego y, en fin, que la isla del Perejil será este invierno el perejil de todas las salsas. P o r mi, puede I n g l a t e r r a emperejilarse c u a n t o guste. E n el pecado llevará quizás la peni- tencia. P o r q u e h a y hierbas de peligroso manejo p a r a los que no están m u y duchos en botánica. ¡Cuántos quisieron condimentar u n a tortilla con perejil y l a envenen a r o n con eicutal Algún peligro ha de encerrar eso de t e n e r la sartén por el m a n g o Todavía resuenan en Madrid los ecos de aquel estrépito formidable levantado por la homérica lucha entre el león y el toro. Y a cesaron en el Congreso las representaciones de Cuha libre, que fué sustituida en los carteles por la conocida comedia Huyendo del P a r a el b u e n olfato de algún empresario no h a n pasado inadvertidas las verdaderas causas df; aquel palpitante y