Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
EL HÉROE DE LOS FRONTONES 1 Atí lo tienen ustedes sentado junto al Pasieguito, con su cara socarrona, sus ojos verdosos, pequeños y fijosj de alargadas pupilas, eomo los nictálopes, y sus grandes orejas desiguales, despegadasy carnosas que, semejantes á las alas de un inureiélago, se destacan á babor y estribor. Criado en lOs montes como una fiereci 11 a, desarrollado al aire Ubre, entre las zarzas, jugar á la pelota es para Gramborena aspirar la vida del campo, moverse y c o r r e r libre de obstáculos, perseguir al i enemigo y deshacerlo, huir del mundo de las convenciones y embriagarse en la naturaleza montaraz. i Fuera de ella es un- desquiciado, unaplanta exótica que se seca y muere por falta de calor, tímido, atado, v e r g o n z o s o como esas aves de- rapiña que, encerradas en jaulas de hierro, bajan el pico, sacuden las plumas y miran azoradas á su a l r e dedor. -iÍGSQyyo quienle lláiná El héroe de los frontones sino la prensa unánime, que le califica además Invencible y Coloso y Úmeo con entusiasmo y admiración crecientes. Los aficionados dicen lo mismo. z 1: