Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ÍA QUÉ DEDICO AL NIÑO? (Final del oonouno abierto en nueatro núñi. 83. Se trata, Gedeón. á lo qne infiero, De endulzar esta amarga y triste vida, Y desde luego es cosa decidida Que metas tu retoño á confitero. Si quieres no le falte Don Dinero, Dale un destino inamovible, ó cuida De que entre en la política en seguida A condición de ser buen pastelero. Te dicen- -exponiéndote á un petardo- -Que le hagas panadero: ¡qué locural En seguir tal consejo no te obceques (Puede un Cubas venir ó un San Bernardo) Si no hace el pan con esta levadura: PAN- AMA- sado con sabrosos cheques. Si. -M. S. DE C. Supongo yo á Gedeón Con su paternal cari uo. Deseando que su niño Sea tipo de perfección. Porque á todo padre halaga Que sea bonito el chico. Aunque resulte un borrico E n cuanto ejecute y haga. Voy á proponerle un medio, Que, según lo que preveo, Si el chico resulta feo. Tenga esto algún remedio. Y aunque naciera giboso. Si en e egir tiene tino. Empleado palatino Hágalo, y será precioso. Nada hay en esto que asombre, Ni es un sarcasmo incivil. Pues si no es hoinbre gentil. Será siempre gentilhombre. 5 3 -F H. T C. Le mete usté á ministro, por lo bajo; Y á más, que siga siempre mi consejo: Si ve que alguien conserva su pellejo. Preciso es arrancárselo de cuajo. Para eso, hay que tratar con agasajo, Frunciendo, á fuer de sabio, el entrecejo; Que finja cuanto pueda, con gracejo, Y robe por doquier con desparpajo. Procure conocer todo escondrijo; Tener á sus contrarios tras cerrojo, Y con los de hirrete mucho influjo. Asi, será, riquísimo, de fijo; Podrá obrar siempre á impulso de su antojo, Y al fin, va á bendecir á quien le trujo. 5 -O. E. Y. M. Si es chico, á enano de feria; Si es grandón, á tablajero; Si corpulento, á verdvgo; A prestamista, si enteco. Si es tumbón, á limpiabotas; A sacristán, si es travieso; Si tragón, á mayordomo; Si borracho, á zapatero. Apelotari, si es fuerte; A cantaor, si es flamenco; Si es un punto, á comediante; Ó si es un guapo, á torero. Si es risueño, á charlatán; A enterrador, si es muy serio; A ntótVo, sieslince; A académico, si es necio. Si tímido, á franciscano; Si es osado, á matutero; Si valiente, á sangrador; Y si es estudioso á médico. AH. Q. No es sacarte de dudas imposible, I Oh Gedeón risible! Por la suerte del chico no te aflijas. Que haga el oso á las hijas De los politicastros personajes. Sin distingos. ni ambajes. Hasta obtener la gracia De ingresar en la joven yernocracia. Si resulta un bolonio, Como es lo más probable, iqué demonio I Ya sabes que un refrán hay en Castilla Qne dice: nS e tal palo, tal astilla) Y cuanto más estulto. Es seguro también que hará más bulto; Tendrá por de contado Su acta de diputado; Tú llegarás á ser en conclusión ¡lAbuelo de la patria, Gedeónll Y el muchacho, lanzado á la palestra, Será una cosa así como la muestra. Si realmente eres tan feo como te pintan, y tienes la suerte de que tu hijo se te parezca, debes meterle la cara en barro para hacer moldes de pipas. También pudieras alquilarlo para reclamo de alguna exposición de figuras de cera. Con estas industrias harías seguramente un gran negocio. 51. 1. H. Y A. Mi estimado Gedeón: Tu eterna preocupación Ni comprendo, ni me explico: jQue á qué dedicas al chico? Ahora sabrás mi opinión. Si está el retoño espigado, Y no aprendió el abecé, Y es tan avieso y malvado Como zoquete y osado I De dudas te sacaré I Gastar en él tu dinero Por lograr verle aJgún día Con una carrera, infiero Que fuera una tontería Muy propia de un majadero. Tu chico, ¿sabe adular Al que poderjb signifique? jLe gusta mangonear Pues hazle al punto cacique, II Cacique de algún lugarl I 66. -A. A. M. 5 -CBSQ. Bl niño, ¿á qué lo dedico? Preguntas con aflicción; Y á la verdad, no me explico Sobre el porvenir del chico La menor vacilación, Pues los actuales momentos Son el cuarto de hora critico Para probar los alientos Del que haga merecimientos En el sentido jurídico. De hombre serio y de orador Dale una capa ligera; Que prescinda del temor, Y al campo conservador Con él Verás si prosperal 5 8 -F P. Enséñale á presentarse En sociedad, y á tener Tesón para pretender, Fuerza para dominarse. Ingenio para adular A aquel que le ha de servir, Y arte para sonreír Al que va á despellejar. Que haga estudios generales, Pero no profundos, no; Que adquiera sólo conoCimientos superficiales. Y ya dará flor la mies; Ooge al chico por el talle, Ponle en medio de la calle, Y dale dos puntapiés. Que una vez bien aprendida Esta lección, ten presente Que sabe lo suficiente Para buscarse la vida. 59. -M. H.