Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
105 los q u e no t e n e m o s o t r a gloria, b i e n se nos p u e d e p e r m i t i r q u e nos h o n r e m o s c o n h a b e r t e n i d o l a amistad d e g r a n d e s hombres, p o r q u e a l fin, c u a n d o en estas a m i s t a d e s no se busca el provecho m a t e r i a l con sólo conseguirlas demuestra haberlas meiecido Por eso, por l a honra q a e d e Zorrilla merecí, t e n g o á orgullo e s t a m p a r en estas líneas, a l p a r q u e m i t e s t i m o n i o d e m i r a c i ó n a l g e n i o semidivinó d e l g r a n poeta, el r e c u e r d o imperecedero d e m i g r a t i t u d a l h o m b r e b o n d a d o s o a l a m i g o riñosísimo, c u y a m e m o r i a v i v i r á e t e r n a m e n t e en m i corazón. FBENANDO SOLDEVILLA. los se adca- Madrid, Enero 26 de 1893. Por no haber llegado oportunamente á nuestro poder el presente articulo, no pudo foimar j- arte del número anterior, consagrado á Zorrilla. Hoy lo publicamos por no privar á nuestros lectores del interés que ha de causarles su lectura. (N. DE LA E. N O T A S CÓMICAS LA CUESTIÓN DEL ENCASILLADO, POR FELIPE PÉREZ Y RAMÓN CILLA Después de pa? ar muchos Pésimos ratos, El MinÍatro encasilla Los candidatos Y irregladc el asunto Del mejor moio, Dice mirando al cielo: ¡Dios sobre todo! A los G- obemadores Dice severo: Coacciones y chanchullos Jamás tolero. Loa votos Eolament Qaiero que valgan Conque asi, hagamos votos Porque éstos salgan. T los aleccionados Gobernadores Dicen á los Alcaldes: ¡Ojo, señores I A estos favorecidos Hay que sacarlos; T no hay que Juicer pucheros, Sino volcarlos. y Fero llega el momento, Salta un cacique A quien en su distrito No hay quien replique, Y saca con correctas Formas sencillas A los encasillados ¡De sus casüla