Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
¿SÍJÍ w- V iiíí- el puesto que le designo en la cabalgata, Carmela -Pero ese hombre, ¿no observa las deferencias que le guardas á Alberto? El menos lince adivina que 8 Í no sois ya novios no os falta mucho... ¡Aquí están los borricosl- ¡Arriba, arriba! -Practiquemos una obra de caridad, ayudando á montar á las mamas- -jEa, en marcha! Juana, organice V. el cortejo- -La pollería delante Tú, Carmela, Rita, Alberto y yo Nosotros, la gente moza, de guías El estado mayor á la cola D. Norberto y D. Pablito, en calidad de veteranos, escoltando á nuestras respetables madres ¿Qué tal? ¡Admirable! ¡A las cepas, á las cepas! III Pues señor, estoy corriendo el gran bromazo Ese D. Norberto ha escurrido el bulto bonitamente y me ha dejado solo al cuidado de las mamas ¡Qué mañana ¡Hágame V. el favor de esto, acérqueme a, quello, tráigame lo otro; y yo convertido en el escudero de los rinocerontes! Lo que es á mí no me volvéis á atrapar Ahí os quedáis en la casa del guarda descansando El que quiera civiles, que los pague Pero, ¿y dónde encuentro yo ahora á Juanita? Esa chiquilla me ha trastornado todo mi plan Y asi que la viña es pequeña! ¡Nada, no se distingue una falda rosa por ningún lado! Quizás los vendimiadores la han visto pasar, pero cualquiera les pregunta con lo brutos que son De seguro que anda con ella el mequetrefe de Alberto Ese barbilindo me va á jugar una