Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
BLANCO Y NEGRO Con la venia de mi vecino, penetro en una sala, verdadero arsenal de toda clase de pertrechos pieza t a n necesaria en estos tiempos como la cocina; tomo un sable, lo ciño á mi cintura, fuego una canana con sus correspondientes cartuchos metálicos; elijo un magnifico Remington, lo cargo, y hechas estas prevenciones, me siento en la plenitud de mis derechos individuales. 185 lilamo á la puerta de una tahona. Abren un ventanillo y veo asomar un trabuco, y detrás al tahonero. ¿Qué quieres? -pregunta éste. ¡Hay pan? I- -y plomo. -Dame dos libretas d e lo primero. Ahi va una peseta. Depone su actitud marcial el tahonero, y entregándome las libretas y la vuelta, me dice; -Individuo, tienes derecho á comer pan. Í, í En la carneceria se reproduce una escena análoga; pero adcierto que habiendo pedido medio kilo de carne, me roban en el peso. ¡Galla, reaccionario! -me dice el dueño. -Hasta ayer el Estado se empeñó en fijar en 500 gramos el medio kilo; pero ahora el Kstado soy yo, y en uso de mi autonomía, he ref r HÉiilL. suelto que metió kilo sean 300 gramos, A w y De vuelta á casa, tropiezo con un amigo. ¡Hola, G- óraez! -exclamo al verle. -Ya no me llamo asi. Mi apellido tenía el origen de un nombre patronímico (hijo de GumersindoV, y yo no quiero descender de ningún individuo. ¿Pues cómo te llamas ahora? -Desde ayer me llamo Dinamiten. Me acerco á una vendedora de periódicos, y mediante cinco céntimos, me da uno recién impreso. Lo cojo y leo: E L ESlrTEIlIwíErtTIO DIARIO AUAEQUISTA. No ha de quedar nada. -Nada es ¡de nadie, y todos son ladrones A S O P R I M E R O D E I MÜKDO DÍA. SEGUNDO DE LA EMANCIPACIÓN INDIVIDUAL (Precio: Un burgués chico) El articulo editorial lleva el epígrafe de Destrucción y muerte y se compone de un mosaico de frases de Bakunine, el verdadero padre del ang, Tquismo revolucionario moderno. A este articulo sigue otro, titulado Crónica cientjficaii, en el cual se dan noticias acerca de las diferentes sustancias explosivas y sobre la manera de emplearlas para obtener mejores resultados. En la sección de Miscelánea aparecen sueltos como los siguientes: Ayer, después de la proclamación de la anarquía, fueron incendiadas tres casas dé la Pverta dn la, Hvnwnrdnd. antes drl Snl. Afortunadamente perecieron abrasados los burgueses que t -davla las ocupaban. Doblo el periódico, lo guardo y prosigo mi camino exclamando para mí: ¡Vaya un papel! Pero qué tiene de, particular? -Acaso durante mi estancia en París, en plena dominación burguesa. con gobiernos de orden, no oí mayOi es atrocidades en las reuniones anarquistas? No se imprimían entonces semanarios que se expresaban en análogos términos que El Exterminio? Yerásíá es que por la primera vez en la historia, como decía un escritor transpirenaico; sé apelaba a l a apología del crimen como medio de renovación social; pero el público eónfclu ó por mirar con indiferencia á estas desdichadas víctimas de la hidrofobia intelectual, sin tener en cuenta que existían millares y millares de seres humanos sumidos en la más crasa ignorancia y por lo tanto propensos al contagio. NILO MARÍA EABRA.