Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Cr DOSPILIMAS A IIISA DE PROEMIO Muchas mañanas, al arrancar del calendario americano la hoja correspondiente al día anterior para echarla en el cesto de los papeles inútiles como y a habíamos echado el día que señala en el montón de las cosas que fueron al aparecer ante nuestros ojos la nueva fecha impresa en la siguiente hoja, sentimos emoción extraña y repentina. Por un momento nos olvidamos del presente, de los quehaceres dispuestos, de los proyectos formados para el día que comienza, de las esperanzas ó los temores que éste nos inspira, y la memoria, de pronto advertida y a g u i j ó n e a d a lleva nuestro pensamiento y espíritu á otro día igual de un año que pasó y del que acaso ya nos separan otros muchos. Pasada la impresión del primer instante, con esa dulce melancolía que produce el recuerdo del dolor ya curado por el tiempo, ó con esa alegría sosegada que causa la memoria del placer que iluminó nuestra existencia con pasajero respland o r nos decimos á nosotros mismos ó decimos á las personas que nos I acompañan: -En tal día como hoy Los pueblos, como los hombres, en medio de sus luchas diarias y de sus preocupaciones incesantes, vuelven de vez en cuando la vista atrás, y siempre que una coincidencia de fechas evoca memorias del pasado, gozan, hoy más que nunca, recordando las glorias y aun. las tristezas de otros días, que si aquéllas sirven de satisfacción y de estímulo, éstas pueden servir también de provechoso escarmiento y de saludable enseñanza. Por eso, de algunos años á esta parte son más frecuentes la celebración centenarios y la conmemoración solemne de fechas determinadas que recuerdan hechos gloriosos ó nombres ilustres, y son y a varios los periódicos importantes que hace tiempo dedican algún espació en sus columnas á la publicación de efemérides. B L A N C O Y N E G R O movido por igual sentimiento é inspirado en el mismo criterio, inaugurará en el número del domingo venidero, primero del próximo año, esta sección, nueva completamente por su forma é importancia, pues irá adornada con primorosas ilustraciones de nuestros mejores dibujantes. Así, á la vez que u n a serie de datos curiosos y de hechos notables en cuyo relato procuraremos armonizar, cuanto nos sea posible, la exactitud histórica y el carácter ameno de esta Revista, nuestros lectores hallarán en las Efemérides ilustradas u n a pintoresca y selecta colección de retratos, monumentos, vistas, cuadros y facsímiles que servirán á aquéllos de agradabilísimo y valioso complemento. N o tenemos la pretensión risible dé meternos en sabias disquisiciones históricas haciendo presuntucJso alarde d e v a n a erudición: nuestro propósito es más sencillo. Evocar, en ligerísimos a p u n t e s aquellos recuerdos del pasado, diciendo á nuestros lectores, en estilo llano y confidencial, como el que arranca la hoja del calendario, dirigiéndose á los amigos que le acompañan: -E n tal día como hoy TELLO TÉLLEZ.