Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
i Si vieran ustedes qaé contentos están los subditos del Japón! Toda la alegría es porque, según parece, el Principe heredero les ha salido muy aplicado. Aquí de José González Estrada: ¡Oh Príncipe de los más instruíditos! Dicen que no falta un día á la escuela y que se lleva casi todos los premios. Lo que no dicen es si la noticia ha venido directamente del Japón ó si ha pasado por Málaga, porque el Príncipe se llama Joshihito Harnnomiya, y me temo que le hayan confundido con Joselito el Armiya, que debe de ser príncipe del barrio del Perchel. -Yo soy más primo de ella que tú. -y yo más sobrino que el lucero del alba. -Tú lo que eres es un tío. -Y tú un panoli. Y levantaron los garrotes. ¡Qué manifestaciones tan raras tiene el dolor! Hay que advertir que algunos lloraban, no de pena, sino de las bofetadas que heredaban de sus parientes. Otra cosa debe notarse: que la difunta se había suicidado comiendo fósforos. ¿Qué apostamos á que se suicidó por no poder resistir la gente de su familia? Porque ¡se dan casos! ción contra una roca, el barco revienta, los tripulantes piden socorro y rezan á Dios en fin, una delicia. Hay, por supuesto, botes de salvamento y todo lo que el caso requiere para el que quiera salvarse. Algunos no querrán, por que dirán, y con razón: ¡No señor! ¡Si no me ahogo, pido que me devuelvan el dinero! ¡Eso es una estafa! En no sé qué punto de Egipto se ha descubierto una estatua de Ramsés I I Pero este Ramsés I I ¿no es un muchacho grueso, con barba, bien parecido, muy salado en la conversación, que es diputado provincial? ¡A h no! i Ya caigo! El que yo digo es Ranees conservador él Ya decía yo. ¿Cómo han de haber descubierto su estatua, si le saludé yo la otra noche en la Comedia? El día en que yo sea secretario de Ayuntamiento me guardai é muy bien de ser cosechero de vinos. Ambos cargos han resultado incompatibles. y si no, véase lo que le ha pasado al Secretario de Villamartín, que sin saber cómo ni cuando le han envenenado el zumo que tenía en su bodega. El hombre está que coge el cielo con las manos. ¡Por vida de las rivalidades! Porque, vamos á ver, ¿de qué le sirve ganar las elecciones, si pierde el mosto? ¡Y es que no hay grandeza en el mundo sin contrariedad! El Czar de todas las Rusias ha tenido un rasgo de caridad, digno de elogio. Es el caso que ha dispuesto que el dinero que había de emplearse en fiestas y saraos, se invierta en dar de comer á los hambrientos del Imperio, que, según parece, son muchos. Verán ustedes como ahora se hace moda en Rusia tener mucha hambre para dar esplendor á la caridad imperial. Los palaciegos considerarán honroso no comer sino mendrugos. i Qué bueno es el Czar! ¡Como que es de piel de Rusia! En Kieff so ha descubierto una fábrica de billetes falsos. Parece mentira que los rusos tengan tan poca originalidad. Porque eso de falsificar billetes es moda española. Y eso es pura envidia. ¡Como nos ven ricos de imitación, rabian de celos! La cosa política parece que anda revuelta. Unos dicen que no dejan entrar en Francia los vinos españoles. Otros dicen que hay crisis. ¡A h! ¿Sí? ¿Crisis? ¡Chica, atranca la puerta y tráete la botella del Jerez! ANBRÉS COEZÜELO. ¡Vaya una ensalada de garrotazos que hubo el otro día en Huelva! Se murió una señora que estaba llena de primos y sobrinos y parientes, y todos querían llevarla á cuestas al cementerio. -Tengo más derecho yo. -Más tengo yo. Lo que no inventa un norteamericano no lo inventa ningún nacido. Un marino de allá ha descubierto que no hay placer mayor en el mundo que el de naufragar. Asi es que, conforme hay sociedades para salvar náufragos, el capitán ha fundado una Sociedad para naufragar. Compra barcos viejos, embarca en ellos á los socios, impulsa la embarca-