Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
282 BLANCO Y NEGRO pero tú no huiste y lo aceptaste. Nadie lo advirtió ¡Ese relámpago de dicha lo llevo guardado en el alma y morirá conmigo- ¡Y conmigo! ¡Si vieras qué revelación fué para mí! ¡Oye! ¡IVIira! Solemnizaremos nuestras bodas de oro A esta hora de calor todavía no hay nadie El Escorial fué la base de nuestro cariño; vamos á subirnos á la silla de Felipe II, y teniendo á nuestros pies el pueblo, nos daremos un beso y un abrazo augustos, que sean la consagración de nuestra honrada felicidad de toda la vida La sombra del rey frío será el único testigo de esta santa caricia de la senectud ¿Quieres? ¡Quiero lo que tú quieras! Lo más que podrá suceder es que algiín guarda nos tome por dos viejos alegres... IV. ¡Hombre! ¡Qué cara de pascua tiene usted esta noche! ¿Le ha caído á usted la lotería, ó es que piensa usted devolverme la bola? -No es eso ¡Es que he pasado el día entregado á mis veinte años, y la dicha de los veinte años es tan grande, que su recuerdo sólo hace, resucitar la juventud! ALFONSO PÉREZ NIEVA RIMINISCINCIAS r. Xo me quieras; tu amor es vida y muerte, Es luchar con la tierra y con el cielo; Ron tus labios las puertas Je la gloria, Y tus ojos las puertas del infierno. II. Si eres mía, sólo mía, Y si es verdad que me adoras. No bailes con otros hombres: Xo deja la mariposa El polvillo de sus alas En los dedos que la tocan? III. Cuando tus amantes mueren Y van al cielo á llamar, San Pedro no abre la puerta, Pues dice que todos van Maldiciendo, y con el alma Entregada á Satanás. Eres vil como la hiedra Que al pie del tronco se enlaza: Subes, lo estrechas, te enroscas, Y entro tus brazos le matas. VI. Hiciste escarnio de un amor inmenso; Te di mi corazón, el alma, todo, Y me engañaste infiel; esas mentiras Que con falso pudor prodigas á otros, Engendran el desprecio que mereces; Mas cuando siento remover el odio, Me acuerdo de mi madre, que era santa: Me enseñó á perdonar, y te perdono. TEODOEO 1 V. Te burlas de mi amor porque soy viejo? i- Mi fuego dices que apag. ado está? El templo se derrumba con los años, Mas la imagen se queda en el altar.