Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
VIDA MODERNA Junio, el mes de los amores y los clámelos, y las azucnnas y la albahaca, y los lirios y los alelíes dobles, es el mes de las verbenas. Esparciendo al aire perfumes de guindas y cereza fritos y azucenas; festoneada de rizados farolillos i que al ser agitados por la brisa, refrescada por loa vapores del río, en la cuerda que los sujeÍJ, parecen inquietarse con nostalgias de carnavalinas venecianas, espejos do palacios ducales y góndolas de proas doradas; evocando recuerdos de poetas galantes, reyes, bufones, tapadas misteriosas, sillas de posta, encuentros, requiebros, amores y desafíos; con ¡a olorosa veH -n que, hermana del espléndido I ton de fuego que llamamos amapola, so cría espontáneamente embalsamando la vida de los gusanos de luz que esmaltan las laderas de los caminos, llega la primera que Dios nos envía, y que, á decir verdad, no es hoy ni sombra de lo que fué. L o s amigos de lo añejo, desde el vino á las costumbres; los que á través de los puestos desvencijados y la algazara popular ven en la verbena de San Antonio de la Florida algo más que un motivo para atracarse