Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO, 15 DE DICIEMBRE DE 2018 abc. es estilo GENTESTILO TV 77 Negocios Javier Calle está al frente de un grupo de locales nocturnos y de otro de promoción de conciertos gusta navegar en su propio barco y es amante de la caza y de los toros. Sus allegados le definen como un chico educado, con un grupo de amistades muy cerrado Es una persona a la que no le hace falta el dinero. Un niño bien, muy querido y que tiene mucha influencia en la juventud de Marbella añaden, al tiempo que señalan que está agobiado tras la noticia de su noviazgo con Alba Díaz: No está acostumbrado a que le persiga la prensa del corazón Reservados vips Después de una temporada trabajando en el sector financiero en EE. UU. hace una década regresó a nuestro país para revolucionar la noche de Marbella: a él se le atribuye los primeros reservados para los vips en sus locales y las bengalas en las botellas. Además de la promotora The Captain, dirige The Group, que agrupa nueve discotecas, entre ellas Funky Buddha y el beach- club Opium. El grupo empresarial ha reconocido que intenta desprenderse de uno de sus establecimientos. Se trata de Kube, en Puerto Banús. Según ha podido saber ABC, tienen problemas debido a la presencia de personas vinculadas al narcotráfico en sus reservados para fiestas. En esta discoteca, cuatro porteros fueron detenidos el mes pasado tras una pelea con varios clientes. Al día siguiente, la Policía tuvo que desalojar a otro grupo que se negaba a salir del recinto. Es un borrón en la exitosa vida profesional de Javier Calle, que incluye el alquiler de inmuebles. Entre otros, la vivienda de su familia materna, a razón de 700 euros la noche y situada en La Pera, el mismo lugar donde Julián Muñoz e Isabel Pantoja compraron Mi Gitana. AFP Todas a una Esta semana, miembros de la asociación Actrices Argentinas mostraron su apoyo a la joven Thelma Fardin, quien ha presentado una denuncia contra Juan Darthés tras las supuestas agresiones sexuales de las que fue víctima durante un rodaje El MeToo argentino se levanta contra el rey de la telenovela Juan Darthés, galán de la exitosa Patito feo es acusado en Nicaragua de violar a una menor CARMEN DE CARLOS MADRID tagonista de más de veinte series como Ilusiones compartidas Soy gitano o Culpable de este amor Las acusaciones de la primera cayeron en el saco roto de la indiferencia, la apatía o el cálculo forzado para evitar la caída de un ídolo que, en buena parte de sus interpretaciones, ejercía de hombre ingenuo, de nobleza infinita y recurrente víctima de alguna mujer perversa. Rocío Oliva echa a Maradona de su propia casa El noviazgo de El Pelusa y Rocío Oliva, casi 30 años menor que él, ha estado cuajado de idas y venidas y de sonados escándalos. Ahora, tal y como relatan los medios argentinos, Oliva ha roto definitivamente la relación y ha puesto a Diego Armando Maradona de patitas en la calle. Al parecer, Rocío ha encontrado el amor en otro hombre y ha expulsado al exfutbolista de su propia casa. Pese a la traición, Maradona se ha resignado a abrir una nueva etapa como hombre soltero. En cuestión de horas, Juan Darthés ha pasado de ser el rey de las telenovelas en Argentina a verse reflejado en el espejo americano de Harvey Weinstein. En una gira teatral por Nicaragua de Patito feo telenovela para niños y adolescentes, el actor y cantante de tango, de 55 años, habría violado a la actriz Thelma Fardin, cuando ella tenía 16. Destapado el secreto, en la prensa y en los tribunales del país que padece el régimen de Daniel Ortega, se alzan otras voces de mujeres que le señalan con el dedo acusador del acoso y abuso sexual. El efecto contagio del movimiento estadounidense MeToo el fin del miedo y el trauma superado o asimilado, parecen ser la combinación que ayudó a sacar a la luz la historia oculta, entre tinieblas, de un hombre al que la pantalla chica había consagrado como el galán bueno de las telenovelas. Antes que Fardin habría sido Calu Rivero, su compañera en la serie Dulce amor (2017) y en simultáneo, Anita Coacci y Natalia Juncos, las víctimas de los asaltos sexuales de Juan Rafael Pacífico Dabul, verdadero nombre del pro- Un boludo atómico La lucha entre el bien y el mal, la decencia o la indecencia, suelen ser los temas de fondo, maquillados de salsa rosa, que mantienen a medía Argentina pegada a las televisiones por la noche. El desenlace, por excelencia, supone el triunfo de la verdad como sinónimo de felicidad. Así sucede en una de las últimas, Los ricos no piden permiso donde Darthes se terminaba quedando con la chica buena antes que con la arpía que tanto le había hecho sufrir. Un boludo atómico que, en la vida real, ha resultado ser otra cosa. Yo, nunca violé ni acosé a nadie ella se me insinuó y me quiso dar un beso la gente me condenó yo estoy muerto, como mi carrera si esto fuera cierto, soy yo el primero que me mato Las Juan Darthés frases para justificar la presunta violación de una actriz que en aquel momento, mayo del 2009, era menor de edad y estaba en condiciones de compartir pupitre con sus hijas, no lograron sofocar el incendio mediático y judicial que, en efecto, han cercado y al menos de momento, puesto fin a su trayectoria en los escenarios. Las actrices salieron en tromba en defensa de su compañera y no hay productor que se anime ahora a convocar al cantante de tangos en discos como Arráncame la vida (2010) o Soledades (1998) Galardonado con ocho Martín Fierro, los premios más importantes de la industria audiovisual argentina, Darthés se presentó esta semana en una entrevista como si fuera un personaje apaleado, víctima de la maldad de un grupo de mujeres, que hacen una campaña de acoso y derribo que le tiene de los nervios. Medicado y deprimido, pero dispuesto a dar la cara ante la Justicia de Nicaragua donde, presumiblemente, sucedió la violación a la joven Thelma. País también, ironías de la historia, donde su presidente, Daniel Ortega, tiene la honra en entredicho por la denuncia de violación de su hijastra y las manos manchadas de sangre por la muerte de medio millar de ciudadanos. ABC