Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 OPINIÓN VIDAS EJEMPLARES PUEBLA MARTES, 23 DE OCTUBRE DE 2018 abc. es opinion ABC LUIS VENTOSO HUMILLACIÓN ASUMIDA Lo que hizo ayer Torra justificaría de sobra actuar S UBIR los impuestos cuando la economía está frenándose y amedrentar así al capital exterior y a los emprendedores locales no parece una medida muy sagaz (por decirlo de manera piadosa) Enviar a Bruselas un borrador de Presupuestos con más fantasía que una película de Pixar es hacerse trampas al solitario y engrosar el pufo que deberán pagar las generaciones venideras. Convertir la tumba de Franco en un asunto de Estado es una bobería y un acto tardío de revanchismo, que solo sirve para echar sal a heridas que los españoles habían acertado a cerrar en 1978. Soportar a un presidente que sin haber ganado las elecciones es el más narcisista que hemos padecido y que se está pagando su precampaña con el dinero de todos nosotros resulta abusivo e irritante. Por último, la parálisis legislativa que sufre España la atrofia, porque el país sigue necesitando reformas como el comer. Pero considerando un error lo anterior, no es lo más grave que ha traído Sánchez. Lo más dañino de su acción radica en dos cuestiones de principios: actúa como si la mentira fuese una práctica perfectamente asumible y está provocando un acelerado deterioro de los pilares constitucionales y democráticos que venían funcionando con éxito desde hace cuarenta años. Los españoles soportamos humillaciones diarias, que por desgracia comienzan a ser asumidas como normales. Ayer Torra, presidente de una región española y como tal máximo representante del Estado en ella, se fue a Waterloo a visitar a Puigdemont, un prófugo de la justicia, y ambos anunciaron la creación del Consejo de la República, órgano que presidirá el delincuente fugado. Torra explicó que el Consejo es una de las piezas claves para llevar adelante la implementación de la República Lo que acabamos de relatar justifica por sí solo la aplicación inmediata del 155, pues es evidente que un presidente que actúa como un activo golpista no puede continuar al frente de una comunidad autónoma. ¿Y qué va a pasar? Nada. Sánchez, rehén de los enemigos del país que preside, no tomará medida real alguna (del mismo modo que sigue remoloneando y no acaba de responder en serio a la gravísima censura al Jefe del Estado en el Parlament) Hay más humillaciones. El líder del partido comunista no forma parte del Gobierno. Pero se ha erigido en su embajador plenipotenciario para implorar a los nacionalistas catalanes y vascos que apoyen los Presupuestos de Podemos y el PSOE (susurrándoles que si la izquierda conserva el poder pronto llegará el feliz día de un proceso constituyente, que permitirá consultas de independencia y una España que ya no será tal, sino una laxa confederación de naciones) Cada día se van horadando las columnas de la democracia y la nación española, frente a una oposición que no está a la altura de la gravedad del envite y ante la pasividad irresponsable de una ciudadanía distraída con su finde sus cañitas, su Facebook y su Sexta. En El mundo de ayer las memorias que completó poco antes de su suicidio, Stefan Zweig evoca con asombro la jovial indiferencia que imperaba en Europa en vísperas del inicio de la escabechina de la Primera Guerra Mundial. Porque nunca pasa nada. Hasta que pasa. VIVIMOS COMO SUIZOS ROSA BELMONTE FOLCLÓRICAS El secretario general del PP no sabe lo que es un partido de extrema derecha. Muchos tampoco saben qué es el PP C AROLINA Punset dice no comprender cómo puede uno acostarse socialdemócrata y levantarse ultraliberal Sobre Ciudadanos, claro. Es como si el Partido Popular mañana se levantase socialista También recrimina al partido que abandona estar peleando por el voto de personas muy de derechas y no de gente moderada, relevante, significativa ¿Quién será esa gente? Por su parte, Ciudadanos (no te vas tú, te echamos nosotros) le había abierto un expediente de expulsión por reunirse con Puigdemont el día 9 de octubre en Waterloo usando un coche oficial del Parlamento Europeo. Estaría, como dice Pablo Iglesias, abriendo espacios de diálogo (él, con Junqueras o Puigdemont, mientras hace de Lenin) Tiene narices que pongan verde a Dolors Montserrat por su aturullada actuación en el Congreso y lo de abrir espacios de diálogo, aunque dicho de manera clara y lenta, no tenga pena de destierro. Teodoro García dijo ayer donde Alsina que no sabe lo que es un partido de extrema derecha. En España no destacaban partidos de extrema derecha porque si existían seguidores de sus postulados estaban integrados en el PP. Pero muchas personas, de extrema derecha o simplemente hartas del PP, miran ahora para otro lado. Porque el de Vox también es un voto punki. Lo que sí tendrá claro Teodoro García es que mañana el PP no se va a levantar socialista. De hecho, el PSOE parece ser ahora su único rival, aunque los votos se sigan yendo hacia Ciudadanos y hacia Vox (según Aznar, Santiago Abascal es un chico con cualidades) Habría que saber en todo caso qué es eso de ser ultraliberal, de extrema derecha o de cualquier otro concepto político dicho a la ligera. Que aquí tampoco hay un cuerpo de ideas que defiendan Edmund Burke y Thomas Payne, en cuya confrontación nace la derecha y la izquierda. Me contó un amigo que un paciente le confesó estar muy preocupado con Vox. Mi amigo le dijo que a él le preocupaban lo mismo los partidos de extrema derecha que los de extrema izquierda. Y el paciente: Pero en España no hay partidos de extrema izquierda Amárrame los pavos. Y ciérrame espacios de diálogo. Umbral escribió que Ruiz- Mateos se convirtió en una folclórica tras la expropiación de Rumasa. Los tartazos, los tortazos y los disfraces formaban parte de un chusco movimiento de guerrilla encaminado a llamar la atención. Parece que el nuevo PP haya tomado el camino del folclore (lo del PSOE es el circo) El PP ha vuelto dijo en su discurso Casado cuando ganó las primarias. Lo único que nos queda claro en el ideario es la bajada de impuestos, la unidad de España y Suárez Illana a pespunte. Lo demás llega a ser sorprendente. El discursito de Dolors Montserrat en el Congreso frente a Carmen Calvo no era ininteligible, era un intento de hacer de Federico. Cualquier oyente de Federico sabe lo que estaba diciendo. Pero no es Federico y lo hizo tan mal que fracasó. Y desde entonces Montserrat es la Lopetegui del PP. Teodoro García es folclórica cuando asegura que el Gobierno andaluz gasta más en prostitutas que en educación (y se ratifica usando las cifras a su antojo) Casado es folclórica al soltar que la Andalucía de Susana Díaz es como la Cuba de Castro. Pero no es folclórica Tejerina, aunque se le malinterprete. La única que parece moderada en un partido que ahora no juega a la moderación. Que parece frivolizar con la falta de rigor para marcar territorio. Ayer fui al banco y allí les consta que he nacido en Cabo Verde. Teodoro García dice que no es autoritario, que es de Murcia. Por suerte, me pilla lejos.