Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 ECONOMÍA MARTES, 18 DE SEPTIEMBRE DE 2018 abc. es economia ABC JUAN VELARDE FUERTES LA GLOBALIZACIÓN, ¿UN ÁNCORA DE SALVACIÓN? M Inauguración de la puesta en marcha del tramo del AVE Madrid- Castellón, el pasado mes de enero ROBER SOLSONA Competencia da luz verde al primer AVE privado de España La ruta, que unirá Madrid y Montpellier pasando por Barcelona, estará operada por Ilsa G. GINÉS MADRID Vía libre para el AVE privado. La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) aprobó ayer el primer servicio ferroviario de alta velocidad que competirá con Renfe, una línea que unirá Madrid y Montpellier pasando por Zaragoza y Barcelona. El nuevo servicio será operado por Ilsa, compañía propiedad de los accionistas de Air Nostrum, y operará en los próximos meses. Y es que si bien el mercado nacional de alta velocidad no se abrirá hasta 2020, los viajes internacionales fueron liberalizados gracias a un reglamento elaborado por la propia CNMC hace un año. Eso sí, para optar a este tipo de líneas hay que cumplir una serie de requisitos. El 30 de los ingresos de la pasado ante la Audiencia Nacional el reglamento que elaboró Competencia para regular la operación de las ruFRANCIA Montpellier tas internacionales de alta velocidad. El Gobierno se jusZaragoza tificó señalando que la liberalización de estos servicios no era obligada hasta 2020. Finalmente la Madrid Barcelona Justicia dio la razón al superregulador, ESPAÑA que esgrimía que los trayectos de alta velocidad ya estaban abiertos en la UE cuando transcurrían entre dos o más países. ruta deben proceder de trayectos internacionales y el 20 de la misma Más rutas debe realizarse en territorio extranje- Una vez aprobado el AVE privado enro. Condiciones que, según Competen- tre Madrid y Montpellier, no es descarcia, el nuevo AVE de Ilsa cumple a ra- table que en las próximas semanas se jatabla. aprueben otras rutas internacionales Además, el nuevo servicio resulta dentro del mercado de alta velocidad. beneficioso para los usuarios y me- Hay que tener en cuenta que los viajora las frecuencias y precios de los jes transfronterizos han despertado viajes según el organismo dirigido el interés de operadores como la alepor José María Marín Quemada. En mana Deutsche Bahn, que ha solicitaconcreto, el superregulador destaca do al superregulador operar una ruta en su análisis que el nuevo AVE tripli- entre La Coruña y Oporto. cará las frecuencias actuales entre MaEs la antesala de la liberalización drid y la ciudad francesa y las incre- de los servicios ferroviarios de alta vementará en un 50 desde Barcelona, locidad domésticos, que se producirá lo que reducirá el tiempo total del via- en 2020 por mandato europeo y acaje y mejorará la oferta ferroviaria ac- bará con el monopolio que ostenta Rentual. Una vez aprobada esta resolu- fe en este mercado. Un caso distinto ción, la CNMC analizará si Ilsa puede representan los trayectos de cercanías utilizar los trenes S- 100 de Alstom pro- y regionales, ya que el Gobierno asepiedad de Renfe Alquiler para prestar guró mediante un contrato- programa este servicio. la posición del operador ferroviario Lo cierto es que la liberalización de durante al menos quince años más, este tipo de trayectos no ha estado una posibilidad permitida gracias al exenta de polémica. El Ministerio de periodo de transición que ofrece la norFomento denunció a finales del año ma comunitaria. e he planteado cien veces cómo economistas que diferencian la renta de la riqueza y que tienen fama como docentes, eran capaces de sostener la racionalidad, desde el punto de vista del mantenimiento de su defensa del separatismo catalán. Y sobre todo cuando contemplé la evolución de Sala- i- Martin, al que recuerdo en el Campus FAES, en 2005, respaldando las tesis del PP sobre la economía de libre mercado, satisfecho por haber publicado en el Quarterly Journal of Economics el artículo The World distribution of income: Falling poverty... and convergence period también en julio de ese año. Su intervención mostraba su valía. Y he aquí que actualmente su antiespañolismo explica su conversión en ciudadano norteamericano y, a la par, en ardoroso defensor del separatismo catalán. Eso, por quien había recibido el premio Rey Juan Carlos de Economía y que enseñaba economía en prestigiosas universidades estadounidenses, confieso que me extrañó. Pero a fuerza de seguir sus trabajos me lo he explicado. La causa es que Sala- i- Martin considera que, en un mundo globalizado, todos sus elementos marcharán del mejor modo imaginable. Llega a creer que eso va a suceder en el África subsahariana. Pero esto le hace olvidar la historia y la sociología, tanto de África como de Cataluña. Si existiese en el planeta, de modo homogéneo, una análoga realidad socioeconómica, basada en la libertad de mercado y en la carencia de disparidades en la legislación financiera, presidido todo por un neopatrón oro desde Tasmania a Laponia, desde las fuentes del Nilo a la del Amazonas, son evidentes las apariciones de esas ventajas. Pero eso es ignorar componentes históricos y sociales que hoy en día impiden esa homogeneidad, y que son los determinantes de la vida internacional. ¿Qué es lo que sucede? Lo explicó el catedrático José Asensi Sabater en El dilema catalán en Información cuando basándose en el sefardí Rodrik, un gran economista de Harvard, dio a conocer el trilema que muestra que es imposible engancharse a la globalización, mantener niveles aceptables de democracia política y disponer de un poder soberano pleno Considero, como el profesor Asensi, que un proyecto independentista abierto a la globalización no se sostiene más que en el terreno de la fantasía y el engaño El áncora de salvación no era de acero; para desgracia de todos los separatistas, era de madera podrida.