Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 9 DE SEPTIEMBRE DE 2018 abc. es espana ESPAÑA 33 Reclutado po r la Repúblic a, vivió los rigo res de la posg uerra José Mir Con gorra, Germán Visús, de 102 años, y José Mir, de 98, en el vídeo museo, José Miguel Ferragut, cuya participación también ha sido decisiva para la elaboración del vídeo en el que Germán Visús comparte protagonismo con José Mir. Visús y Mir hicieron la guerra en estos parajes en los que han acabado coincidiendo por avatares de la vida. A ninguno de los dos les gusta hablar de la guerra, de aquellos años marcados a sangre y fuego en su memoria. En casa era un tema tabú por lo que habían visto y pasado tanto mi madre como mi padre indica Josefina, la hija que está al cuidado de Germán Visús. Vale más comerte media sardina en paz que mucha carne en guerra acostumbra a decir José Mir, según explica a ABC su hijo, que también se llama José. A diferencia de Germán, José sí volvió a su pueblo al acabar la guerra. En la primavera de 1938 había sido movilizado forzoso por la República en Mequinenza (Zaragoza) donde vivía con su familia. Aún no había cumplido 17 años. Formó parte de la Quinta del biberón llamada así por la corta edad de quienes la integraban, adolescentes a los que la República alistó y armó en sus desesperados intentos para evitar la derrota. Acabó destinado en una de las divisiones republicanas más expuestas y que mereció el apodo de La Bruja le quedara como señal el roce de la metralla en un costado. Después le llegó la dureza física y moral del cautiverio. Hace escasas fechas le contó al director del Museo de la Batalla del Ebro uno de los episodios que vivió un día en el que, junto al resto de presos, estaba en la cola para recibir la comida miseria gastronómica, correctivo digestivo En el plato del preso que iba delante de él cayó un poco de caldo y un solitario garbanzo. Le temblaron las manos y el garbanzo cayó al suelo. Ese preso y Germán, que iba tras él, se tiraron a por el garbanzo, desesperados por el hambre. Ninguno acertó a cogerlo a la primera y, al ver la escena, un vigilante remató la humillación aplastando intencionadamente el garbanzo bajo su bota. Acabada la guerra, José Mir regresó a su Mequinenza natal, donde sigue residiendo. Fueron años duros, de posguerra que para tantos españoles llegó cargada de apuros, escasez y trabajo duro para salir adelante. A José, tras la guerra, le esperaban las minas de carbón de las que vivía esta zona de Aragón. Para complementar los cortos ingresos, el trabajo en la mina lo compaginaba con el cuidado de un puñado de tierras de la familia. Al tiempo se lesionó la espalda y no pudo seguir en la mina. Se hizo con algún campo más, y así sacó adelante a la familia con humildad y esfuerzo. José Mir se casó con Josefa, con la que sigue compartiendo su vida en Mequinenza junto a uno de sus dos hijos el otro falleció hace años Allí prefiere no hablar de la guerra. Vale más comerse media sardina en paz... Prisionero en Reus Cayó prisionero en Reus durante la Batalla del Ebro, tras un episodio en el que vio morir a la mayoría de compañeros. Él fue uno de los escasísimos supervivientes. La muerte le pasó a milímetros, los suficientes para que solo LA REACCIÓN DE LA IZQUIERDA Las críticas de Podemos empañaron un vídeo que quería celebrar la Constitución GREGORIA CARO MADRID Por fortuna, hace 40 años aprendimos a hablar entre nosotros Así es una de las frases del vídeo que el Gobierno presentó en el 40 aniversario de la Constitución y en el que conversan José Mir y Germán Visus, dos ancianos que combatieron la Guerra Civil en bandos opuestos. La cinta pretendía hacer tangible las ideas del perdón y del diálogo, pero el efecto fue el contrario. La iniciativa soliviantó a los socios preferentes de de Pedro Sánchez en el Congreso de los Diputados. El presidente compartió en su Twitter el vídeo y celebró que los dos ancianos que se enfrentaron hace 80 años hoy puedan conversar, dialogar y celebrar que hace cuatro décadas votaron la Constitución. Y continuó: Hoy honramos a nuestra Carta Magna y reivindicamos el valor y el espíritu del diálogo para conquistar el porvenir En cuestión de segundos las réplicas al presiden- te se multiplicaron y los de Pablo Iglesias censuraron férreamente el vídeo. La portavoz adjunta de Podemos, Ione Belarra, le recordó a Sánchez que en uno de los bandos de la contienda hay torturadores franquistas como Billy el Niño y, por ello, consideró intolerable la falsa equidistancia del Ejecutivo al emitir la cinta. El fundador de Podemos, Juan Carlos Monedero, fue un paso más lejos con sus críticas. Monedero expresó que la historia de los rivales reconciliados le parecía una jodida vergüenza Así las cosas, el exsecretario de la formación morada invitó al Gobierno a que también pusieran a un viejo nazi y a un viejo judío sobreviviente de un campo de concentración para celebrar la Constitución alemana de 1949. En esta línea, la diputada de Podemos, Gloria Elizo, consideró que no se puede igualar una dictadura fascista con quien defendió la democracia Falta de sensiblidad Izquierda Unida también emitió un comunicado en el que lamentaban la falta de sensibilidad por parte del Gobierno. Según informó Efe, la responsable federal de Memoria Democrática de IU, Esther López Barceló, aseguró que Sánchez, tras una larga campaña de propaganda busca que redimirse con un vídeo equidistante sobre la Guerra Civil y la dictadura Asimismo, añadió que las víctimas merecen un respeto que no está al alcance de la sensibilidad del jefe del Ejecutivo