Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
62 ABCdelVERANO CÓMO FUE... JUEVES, 2 DE AGOSTO DE 2018 abc. es estilo ABC Cedeira Un puerto para el auténtico veraneo Este pueblo de las Rías altas gallegas no admite prisas ni viajes organizados, ni masas abarrotando las aceras DAVID CHEDA CEDEIRA es cosa de pecar de presuntuoso cuanSi busca un lugar al que ir de vacacio- do basta un simple clic (www. turisnes, no vaya a Cedeira (A Coruña) El mo. cedeira. gal) para verificar con imáagua del mar está fría, el tiempo es tem- genes que se trata del mejor entorno plado y los refrescos suelen servirlos de las Rías Altas. Su acantilado de Vixía calientes si uno se despista con el ca- Herbeira, a 610 metros sobre el mar, simarero. Cedeira no es buen sitio para gue, 50 años después, haciendo la misvacaciones. A Cedeira solo se puede ir ma función que dos siglos atrás tamde veraneo. Porque este pueblo de las bién hacía, viendo pasar el tráfico maRías Altas gallegas no admite prisas, rítimo europeo. El desarrollo sostenible ni viajes organizados, ni masas aba- introdujo en las últimas décadas un rrotando las aceras, ni selfis, ni comi- cambio: estamos en uno de los puntos das de elaboración industrial, ni omi- más ventosos de España, y cerca levantir el saludo a cualquier persona con tó Endesa un parque eólico que conla que uno se cruce en un camino. Lo vierte la fuerza del viento en energía que pide Cedeira es el eléctrica limpia. veraneo que se practiEl veraneante de Cecaba hace cincuenta deira siempre ha teniaños, y que aquí pervido un perfil difuso, ve en lo esencial. como envuelto en la Cierto que los recurniebla que echa a persos y obligaciones de der un día de playa. De las familias de hoy dimanera que uno no fícilmente permitirán sabe muy bien si se el veraneo de dos metrata de un forastero o ses largos que se pracde un vecino de la viticaba en 1968. Pero no lla. García- Pita Pemán, se trata de una cuesZumalacárregui, Suetión de cantidad, sino vos, González- Aller, de actitud y con per- EL COSTE DE LA VIDA Yusty Pita, Ravina... La dón talante. En la aclista es larga, y de cintualidad todavía se Una ración de rape cuenta años para aquí puede veranear en lu- costaba 200 pesetas en 1968 continúa creciendo. gar de hacer turismo (1,2 euros) hoy, 19 euros. Porque en Cedeira el si volvemos la vista a Un kilo de percebes, 1.200 veraneo es de racimo, la familia, si mudamos pesetas (7,2 euros) hoy, 52. unos atraen a otros, el concepto del tiemcomo también ocurrió po, si usamos racional- Habitación en el Hotel con la emigración gamente los teléfonos in- Brisa, 100 pesetas pensión llega a América. teligentes, si aparca- completa (60 céntimos de Hubo, incluso, grumos el coche y no nos euro) hoy, solo pos de curas veraneanapeamos de la bici, si alojamiento, 40 euros. tes, quienes en 1968 comemos pausadagozaban en exclusiva mente para abrir sobremesas hasta que de la playa de Sonreiras, una cala rela modorra impida la cháchara, si en- cogida a la que nadie accedía por las tramos en una taberna y nos sumamos mañanas para que el clero pudiese desa los parroquianos que cantan a coro... pojarse de la sotana y vestir el meyba También es posible el veraneo de como cualquier pecador. El privilegio hace 50 años porque el entorno urba- de la playa ya desapareció, pero no porno no ha padecido el mal gusto desa- que lo retirasen los vecinos, sino porrrollista que acabó con el encanto de que ahora escasean los sacerdotes. tantos pueblos costeros. La fortuna Los curas llegaban a la playa por quiso que a Cedeira le tocase un alcal- mar, a bordo de una chalana, una emde que preservó lo importante del tra- barcación a remos tradicional. Para los zado de la villa a base de planificación adolescentes de entonces, como el que y dedicación altruista. Leopoldo, lla- esto escribe, no había mejor premio maban sus convecinos a su alcalde, sin que una tarde para salearse (en cedeiapellido, porque entre ellos no lo ne- rés, salear) en chalana. Todavía hoy cesitaba. agradezco la generosidad de Riola, de La belleza del paisaje también per- Sebo y de otros que cedían un útil de manece. Pero me confieso cedeirés y, trabajo para que los niños pudiesen por lo tanto, de natural humilde, y no soñar sobre el agua fantásticas singla- 1940 La villa de Cedeira no ha perdido sus señas de identidad. Nació como un pueblo marinero y a diferencia de muchos pueblos de la costa gallega así sigue, con una fachada litoral cuidada CEDEIRA CONSERVA LA ESENCIA DE UN PUEBLO MARINERO 1956 Entre el público inicial de El NáuticoBadulaque predominaba la gente de mar, siempre bien atendida por Estanislao Ramonde, el fundador, que en la foto aparece con algunos parroquianos LA VILLA SE LOCALIZA EN UNA RÍA EN FORMA DE ENSENADA 2018 La ría y la playa de Cedeira son tranquilas, y forman un entorno propicio para las aventuras infantiles