Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 SOCIEDAD DOMINGO, 29 DE JULIO DE 2018 abc. es conocer ABC Críticas El problema es que en Laos no hay controles sobre la calidad de la construcción Desafío El régimen comunista seguirá construyendo presas sin hacer caso a las denuncias ecologistas de mantenimiento. Con 770 metros de largo y 16 de alto, la presa comenzó a desembalsar durante la madrugada del lunes, pero no fue suficiente para aliviar la presión del agua y sus responsables alertaron al mediodía a las autoridades para que ordenaran la evacuación. Esa misma noche, los muros reventaban y una cascada de 5.000 millones de metros cúbicos inundaba siete de los doce pueblos río abajo. En medio de un mar de fango, a la mañana siguiente solo sobresalían los tejados de algunas casas y las copas de los árboles, adonde habían trepado miles de campesinos. Parece que se avisó a los vecinos con muy poco tiempo señala a ABC un ingeniero que participó en el proyecto. Con treinta años de experiencia trabajando en los mayores embalses de Laos, como Nam Theun 2 y Theun- Hinboun, cree que la presa de Xe- Namnoy se rompió por un fallo de los materiales de construcción, que no aguantaron la presión del agua A su juicio, el problema es que en Laos no hay controles sobre la calidad de las construcciones y la gestión, ya que la corrupción está a la orden del día y se hace la vista gorda cuando los materiales no son buenos Habitantes de las zonas próximas a la presa regresan a sus casas AFP Un ingeniero de la presa siniestrada atribuye su rotura a los deficientes materiales, consecuencia de la corrupción La batería de Asia revienta PABLO M. DÍEZ CORRESPONSAL EN PEKÍN Laos se le conoce como la batería de Asia porque suministra a sus vecinos buena parte de la electricidad que consumen. Atravesado por el majestuoso río Mekong y quebrado por sus escarpadas junglas, este paupérrimo país ha aprovechado su accidentado terreno para dotarse de presas por doquier y hacer de la energía hidroeléctrica su producto nacional. Con medio centenar de centrales hidroeléctricas operativas y un número similar en construcción, Laos vende al extranjero dos tercios de la electricidad que produce, lo que supone una tercera parte de sus exportaciones totales. En 2020, el Gobierno contará con un centenar de centrales hidroeléctricas que generarán 30.000 megavatios, la mayoría de los cuales alimentarán el crecimiento económico de potencias emergentes como China, Vietnam y Tailandia. Con ese fin, se están levantando presas como la que reventó el lunes, provocando unas gigantescas inundaciones que han dejado a 10.000 personas sin hogar y podrían haberse cobrado cientos de vidas. A Para que la catástrofe no afecte a sus planes hidrológicos, el autoritario régimen de Laos solo reconoce, de momento, cinco muertos y 126 desaparecidos y prohíbe a la prensa extranjera el acceso al devastado distrito de Sanamxay. Enclavado en la provincia de Attapeu, al sudeste del país en la frontera de Camboya, esta zona se halla a más de quince horas en coche desde la capital, Vientián, por carreteras llenas de baches ahora anegadas. Principales presas en el río Mekong Operativas En construcción Proyectos Tragedia anunciada En realidad, la rotura de esta presa es la crónica de una tragedia anunciada. Los grupos ecologistas vienen alertando de los riesgos de dichos embalses. Con más de 70 proyectos hidroeléctricos operativos, en construcción o planeados, la mayoría a cargo de empresas privadas, las autoridades deben revisar cómo se diseñan y gestionan estas presas advierte en un comunicado la ONG International Rivers. El régimen de Laos hace oídos sordos y no solo seguirá construyendo presas en los afluentes del Mekong, sino también en el cauce del río. Con una docena de embalses programados, el plan espanta a los ecologistas porque alterará su ecosistema y acumulará la basura en sus contaminadas aguas. A pesar de las quejas de los pueblos ribereños, el Gobierno sigue con su intención de levantar sus dos primeras presas: Xayaburi y Pakbeng. Dichos embalses también tendrán un fuerte impacto en los países río abajo, Camboya y Vietnam, que podrían ver reducida su pesca y el caudal que riega sus arrozales. Todo ello sin contar la amenaza del calentamiento global, que aumentará las lluvias del monzón y el deshielo del Himalaya. Río Mekong China Myanmar Mil millones Con un presupuesto de mil millones de euros, allí se estaban construyendo dos presas principales y cinco auxiliares en el río Xepian- Xe Nam, afluente del Mekong en la meseta de Bolaven. Con las obras casi terminadas, debían empezar a funcionar el próximo año, produciendo 410 megavatios, el 90 por ciento de los cuales iría a Tailandia. A cargo del proyecto estaba un consorcio formado por una compañía de ese país, Ratchaburi Electrical Generating Holding PCL, dos coreanas (SK y Korea Western Power) y una empresa estatal de Laos, que tenían una concesión de 27 años. Pero las fuertes lluvias del monzón llenaron tanto el embalse de una presa secundaria que sus muros de hormigón, de ocho metros de grosor, emPresa de Xayaburi Laos Colaps laps lapsada Tailandia Vietnam etnam tnam tnam Cambo Camboya boya Delta ABC pezaron a rajarse el pasado domingo. Aunque los operarios intentaron reparar las grietas, la tormenta cortó las ya de por sí intransitables carreteras, impidiendo la llegada de los equipos