Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 ESPAÑA DOMINGO, 29 DE JULIO DE 2018 abc. es espana ABC El informe Carol: el pago de Corinna Villarejo: En tres meses estoy fuera de la cárcel y sin que se levante el secreto El excomisario facturaba 60.000 euros al mes al BBVA por informes riesgo país PABLO MUÑOZ CRUZ MORCILLO MADRID El comisario jubilado José Manuel Villarejo no ha logrado de momento su objetivo número uno: salir de prisión. Lleva desde principios de noviembre en la cárcel de Estremera, junto a su socio Rafael Redondo, acusado de cohecho, organización criminal, blanqueo de capitales, revelación de secretos y falsedad documental y hasta ahora se le ha denegado su libertad reiteradamente. Villarejo nunca imaginó pasar casi nueve meses entre rejas, dado que hasta su arresto había gozado de la protección del Ministerio del Interior y de la Dirección General de la Policía. Ambos ampararon y defendieron sus actividades empresariales sin la autorización formal exigible. El ministro Jorge Fernández Díaz y el director adjunto operativo, Eugenio Pino, lo respaldaron de forma expresa. Tan seguro estaba de que su detención era pasajera que poco después de ingresar en el centro penitenciario aseguró a su entorno: En tres meses estoy fuera y sin que se levante el secreto del sumario. No lo necesito Estaba equivocado, pero los precedentes le avalaban. Un informe sobre su millonario patrimonio, elaborado por Asuntos Internos, permaneció durante meses en el cajón de la Fiscalía de Madrid. El comisario jubilado José Manuel Villarejo, durante una entrevista que concedió en La Sexta ABC El nuevo pulso Los investigadores interpretan sus últimos movimientos las grabaciones de Corinna, las cartas aportadas al juez sobre supuesta información comprometedora para el Estado, las advertencias a Anticorrupción que hizo en su declaración de mayo... como un pulso, un chantaje, para obtener la libertad. Mucho más ahora que el juez instructor Diego de Egea ha archivado la causa por cohecho contra el comisario Carlos Salamanca, sin siquiera esperar a diligencias como el informe patrimonial o el volcado de su teléfono. El policía sigue imputado en la pieza principal. Además, el magistrado dejó en libertad al comisario principal Enrique García Castaño, la otra pata de la operación Tándem, según las pesquisas, a quien su tronco grabó una y otra vez como hacía con todo aquel que se relacionaba con él. El informe Carol (un archivo con distintas partes que pivota en torno a Corinna Larsen, la amiga de Don Juan Carlos) lo habría tratado de utilizar Ya he mandado el recado a Mariano (Rajoy) y a Soraya contó a su círculo Villarejo volvió a jugar sus cartas el 30 de mayo, cuando declaró ante el juez. Dejó claro que la operación era muy peligrosa porque iba a salir a la luz mucha información que comprometía al Estado, al tiempo que acusó al CNI de estar detrás de todos sus problemas. Al día siguiente, su abogado, según publicó El Independiente entregó al juez una carta que había escrito en diciembre con advertencias similares. Tenía, según decía, una honda preocupación de que la información de sus discos duros llegara a quien no debía y pedía que no se entregaran a la Policía. Hace un par de semanas envió otra carta al juez. Meses antes, según fuentes de su entorno, habría lanzado la misma advertencia pero por otra vía: Ya he mandado el recado a Mariano y a Soraya dijo. Creía que era su pasaporte a la libertad. Villarejo (mediante la difusión de una parte) como escudo o freno al poner en tela de juicio al CNI y al padre del Rey Felipe VI. Este informe se suma a la saga de los que ya constan en la causa: informe King (guineanos) informe Iron (espionaje a abogados) e informe Land (seguimientos y pagos en el clan de las García Cereceda) y, como en los anteriores, el policía ofrece sus servicios y los de sus empresas para fabricar informes de inteligencia y dosieres utilizando información reservada y cometiendo supuestos delitos a cambio de cantidades desorbitadas. Corinna también le contrató, según los indicios hallados, si bien no ha trascendido cuánto le pagó para que resolviera un problema con Hacienda de un británico próximo a Cameron. La variedad de trabajos que ofrecía la organización del comisario es aún un enigma. Junto a García Castaño se detuvo a un inspector jefe en segunda actividad desde 2010 Antonio Bonilla. Este policía que tiene una empresa de análisis financieros impartía charlas a personal contratado por una de las sociedades de Villarejo. Esa firma del entramado societario del comisario facturaba 60.000 euros al mes al BBVA por enviarle al banco a diario unos informes de riesgo país, según las fuentes consultadas por ABC. Estos no eran sino unos dossieres sobre acontecimientos diarios, que ocurrían en siete países en los que está implantado el banco y que podían afectar a su actividad de forma directa o indirecta, con información de fuentes abiertas. El diario Público informó de que el BBVA pagó 242.000 euros a Cenyt, la matriz del conglomerado de Villarejo en cuatro pagos, después de que este fuera detenido, por lo que le debían por asesoría de seguridad.