Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 OPINIÓN POSTALES DOMINGO, 6 DE MAYO DE 2018 abc. es opinion ABC JOSÉ MARÍA CARRASCAL A los cuatro vientos Desde la escuela Condena a la Generalitat JUGANDO CON TRAMPOSOS Todo es posible con ellos. Menos que jueguen limpio. Y quieren crear un Estado de derecho UANDO se juega con tramposos, conviene no hacer trampas, que nos pondrían a su nivel, aparte de perder, pues los tahúres conocen todos los trucos. Pero hay que estar muy alerta a cada carta que juegan, seguro que está marcada. Del independentismo no se espere palabra mala ni obra buena. Su última jugada ha sido aprobar una reforma de la Ley del president de la Generalitat que permite votar a Puigdemont sin estar presente en la Cámara e incluso en el extranjero. Algo que viola la Constitución española y el Estatuto catalán, aparte de contradecir la opinión de sus letrados y las del Consejo de Garantías Estatutarias, pero ¿qué les importa? Incluso dan la fecha: el próximo día 14. Como saben que el gobierno Rajoy tiene preparado un recurso ante el Tribunal Constitucional contra tal barbaridad jurídica, cuya aceptación a trámite anularía ipso facto los efectos de la misma, elegirán a alguien sin cuentas con la justicia, para ejecutar las órdenes que Puigdemont le dicte desde Bruselas, Berlín o donde se encuentre. O sea, un fraude de ley como una casa. Ante tamaña caradura, he pensado alguna vez que sólo cabe permitirles que declaren la independencia y vean lo que es vivir con fronteras rigurosas y altos aranceles en el Ebro y los Pirineos. Hasta que no lo sientan en sus carnes y carteras, no se darán cuenta de la estupidez que hacen. Algo parecido a lo ocurrido en 1640, cuando el canónigo de Urgell Pau Claris, aprovechando la sublevación de Portugal, declaró una especie de república catalana bajo Luis XIII, para encontrarse poco después con que las tropas francesas eran bastante más oprobiosas que las españolas y pedir volver a estar bajo la corona española, lo que les fue concedido con magnanimidad sin revanchismos, aunque esto se oculta en el relato independentista, que arranca con esa patraña y urge aclarar, como tantas otras, pues la historia se repite, no siempre como comedia, sino con más tragedia todavía. Pero pronto se da uno cuenta de que sería una cura de caballo en la que quien más sufriría sería la mitad larga de catalanes que se sienten también españoles, mientras los nacionalistas, visto lo que han hecho cuando sólo tenían la autonomía, ¿qué harían de tener la independencia? Aparte de que Bruselas difícilmente lo consintiese, al significar el fin de la Europa de las Naciones para convertirse en Europa de las Regiones, cuyo número varía de cincuenta a ochenta, según experto. En cualquier caso, una jaula de grillos totalmente inmanejable. Así que hay que apechugar con lo que hay: una panda de ventajistas, que aprovechan cada resquicio de la ley para burlarla y obliga a no pasarles ni la más mínima. Ojo con devolverles la autonomía y la caja, que ya sabemos cómo se las guisan y se las comen. Así, ni siquiera necesitarían llevar el dinero a Andorra. ¿O sueñan con que los andorranos les traigan el suyo? Todo es posible con ellos. Menos que jueguen limpio. Y quieren crear un Estado de derecho. El nacionalismo lo tiene claro: objetivo Navarra El gobierno multipartito encabezado por Uxue Barkos ha emprendido un proceso de euskaldunización de Navarra. No es de extrañar cuando la propia presidenta se define como abertzale y ha agavillado junto a ella a las fuerzas nacionalistas (proetarras o no) para desplazar a la lista más votada, UPN, que casi duplicó en votos al partido de Barkos. Y el proceso ha comenzado, como queda claro en el reportaje que ofrecemos en España, en la escuela, donde se empuja la enseñanza en euskera, que solo usa una microscópica parte de los navarros (un 6 División y sectarismo, mal cóctel para la convivencia. A los catalanes les sale caro liquidar los toros La Justicia ha condenado a la Generalitat de Cataluña a indemnizar con un millón de euros al empresario de la plaza de toros Monumental de Barcelona. El capricho, de tintes identitarios, de prohibir repentinamente la Fiesta le ha salido muy caro a los catalanes, amén del grave atentado a la libertad y derechos de las personas que conlleva la medida. Pero a los enfebrecidos partidarios del separatismo poco les importa el despilfarro. De hecho, en su desvarío llevan gastados cientos de millones de euros en el procés dinero de los contribuyentes tirado a la basura si nos atenemos al estado actual de la cuestión. Les da igual, la cornada la pagan todos los catalanes. C ABC Y SUS LECTORES Para gustos, hay colores Diplomático, escritor, dramaturgo, director de cine. Deudor. Un artista muy completo No lo afirma uno de nuestros lectores, sino Rodrigo Cortés, autor de la Tercera de hoy, en una pequeña mención a Edgar Neville. Y, casualmente, ha llegado a nuestro buzón una carta referente a uno de los trabajos de Neville. La misiva es de JOSÉ LUIS DE CARLOS, que no parece sentir la misma admiración por el artista, Siento mucho, comienza el escrito, tener que discrepar con su crítico Fabián Molino. No entiendo cómo concede tres estrellas en su reseña- crítica de la película- documental de Edgar Neville Duende y Misterio del Flamenco Se trata de una aportación del escritor Neville que carece de interés y que en vez de tener 70 años más parece tener por lo menos el doble. En mi opinión continúa De Carlos ni hay duende ni misterio ni casi flamenco en la citada cinta. A pesar de la, siempre meritoria, intervención de Antonio y Pilar López, la esencia y la magia del flamenco están por completo ausentes, habiendo sido sustituidos por un enfoque remilgado, cursi y pretendidamente elegante que resulta alejado por completo del espíritu tremendamente popular y racial del citado arte flamenco colaboro en una de ellas. Hay muchos voluntarios dispuestos a ofrecer su compañía, acompañar al médico a las personas que lo necesiten, ordenar sus papeles, compartir con ellos un rato de lectura... A veces cuesta romper el círculo cerrado de la soledad, pero doy fe de que es posible Una definición muy oportuna Una breve carta para felicitar a Luis Ventoso, la de ANDRÉS OÑORO. Definir a la alcaldesa de Barcelona como alguien que ha hecho de la burramia un orgullo y de la envidia y el rencor su bandera es la calificación personal más acertada que se puede hacer de esa iletrada política y de la inmensa pléyade de políticos cercanos al independentismo Sobre el término burramia utilizado por Ventoso en su acertadísima columna sobre el almirante Cervera también nos escribe MIGUEL DE ENTREMARES. Es una palabra que utilizaba mi padre, que era natural de Narón (La Coruña) Supongo que se trata de un galleguismo de registro coloquial. Sólo tengo un diccionario de gallego, el de Franco Grande, y tampoco figura en el mismo. No me molesta el tal vocablo, todo lo contrario, pues me recuerda a Edgar Neville ABC Soledad, un mal de nuestros días Con la intención de aliviar la soledad de los protagonistas de las historias de Mari Pau Domínguez, una solidaria lectora, GUADALUPE SANTOS, felicita a la periodista y escritora por sus artículos de los domingos sobre la soledad del siglo XXI, y de paso hace le una sugerencia: Que anime a sus protagonistas a acercarse a las muchas asociaciones y ONG con las que, afortunadamente, cuenta nuestro país y que tienen como único objetivo acompañar a las personas que se sienten solas. Yo misma asegura