Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28 INTERNACIONAL SÁBADO, 7 DE ABRIL DE 2018 abc. es internacional ABC La orden de prisión deja a Lula sin opciones en las próximas elecciones El expresidente brasileño desobedece la instrucción del juez Moro y se niega a entregarse de forma voluntaria en la ciudad de Curitiba para ir a prisión VERÓNICA GOYZUETA CORRESPONSAL EN SAO PAULO Lula saluda a los militantes de su partido, ayer en Sao Bernardo do Campo l líder de la izquierda brasileña, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, decidió desobedecer ayer la instrucción del juez Sergio Moro, de entregarse voluntariamente antes de las 17.00 hora local, (22.00 hora española) en la sede la Policía Federal de Curitiba, a cuatrocientos kilómetros de Sao Paulo, donde cumplen su pena la mayoría de los condenados en la operación Lavacoches. Al cierre de esta edición, seguía en libertad. El expresidente del Partido de los Trabajadores (PT) Rui Falcao fue uno de los portavoces que anunciaron por la mañana que Lula da Silva no iría a Curitiba. La resistencia de Lula a entregarse por las buenas le creó problemas a la Policía Federal, que temía por su seguridad durante posibles enfrentamientos si al final tenía que ir a detenerlo a la sede del sindicato. Se esperaba, no obstante, que el expresidente optase por entregarse en Sao Paulo, con lo que evitaría entrar en rebeldía frente a la sentencia del juez Moro. Dirigentes de su partido negociaban ayer a contrarreloj la mejor forma de dejarse llevar a prisión. Todo saldrá bien afirmó Lula ante cientos de simpatizantes a las puertas del Sindicato Metalúrgico ABC, en Sao Bernardo do Campo, mientras aguardaba su ingreso en prisión. Brasil te ama le respondieron su seguidores entre gritos, cánticos y llantos, en una atmósfera de exaltación. Mientras las horas pasaban, sus abogados apelaban a la Justicia brasi- E leña con un nuevo habeas corpus que le permitiera seguir en libertad mientras sigue el proceso de apelaciones. Pero la Justicia volvió a rechazar este último recurso. El equipo jurídico de Lula presentó otro recurso ya vencido el plazo y asimismo una petición de medidas cautelares ante la Comisión de Derechos Humanos de la ONU, en Ginebra, protestando por la inusual celeridad de su proceso, que se ha desarrollado tres veces más deprisa de lo habitual. Los abogados del expresidente solicitaron a las Naciones Unidas el derecho de presentar fuera de la cárcel nuevos recursos y apelaciones en segunda instancia, lo que le daría unos días más de libertad. Acusaciones El exobrero metalúrgico irá a la cárcel condenado a 12 años de prisión por haber recibido el soborno de un tríplex de 215 metros cuadrados frente a la playa de Guarujá, a una hora de Sao Paulo. Según dos sentencias, el apartamento de lujo sería una retribución por los favores concedidos por su Gobierno a la constructora OAS en contratos con la estatal Petrobras. Esta trama, en la que políticos reciben dinero de empresas a cambio de favores en negocios públicos, ha quedado expuesta por la operación Lava- coches, en la que participan varios jueces, la Fiscalía y la Policía Federal. Lula no es el único acusado, pero sin duda sí el más popular, el político más importante que va a prisión tras la espectacular operación contra la corrupción y la impunidad. Otros políticos, de los casi trescientos investigados, entre ellos el actual presidente Michel Temer, se escudan en la inmunidad de sus cargos. Y algunos, como el excandidato socialdemócrata, José Serra, se han beneficiado de ver cómo prescriben sus procesos judiciales por la lentitud de la ley. En buena parte, todo este proceso se dirige a impedir que Lula acuda a las próximas elecciones presidenciales. A una inhabilitación de facto que tras la orden de prisión es casi inevitable. Aún hay petistas que insisten en que Lula sigue siendo candidato y que hay caminos legales para que lo consiga, pero con 72 años, desgastado por una viudez reciente y por dos años intensos de lucha en los tribunales frente a las acusaciones de corrupción, el Partido de los Trabajadores está ya barajando posibles alternativas. Alternativas Sin candidatos fuertes en la generación de Lula, se habla como posible aspirante a la presidencia del exalcalde de Sao Paulo y exministro de Educación, Fernando Haddad, un joven profesor de filosofía de la Universidad de Sao Paulo, que pese a perder su reelección, salió bien valorado del cargo y sin sospechas de corrupción. Su derrota frente al alcalde actual, Joao Doria, fue atribuida al desgaste de su partido en Sao Paulo. Haddad es un po- Posibles sucesores de Lula El exalcalde de Sao Paulo y exministro de Educación de Lula, Fernando Haddad, y el exgobernador de Ceará y exministro Ciro Gomes se perfilan como favoritos Frente de izquierdas Otra posibilidad es que se cree un Frente Amplio de izquierdas, siguiendo el modelo uruguayo, una de las opciones que Lula rechazó en el pasado tencial heredero de los votos de Lula. Otra opción sería que el PT apoyase la candidatura del exgobernador de Ceará y exministro de Lula Ciro Gomes, que se presentará por otro partido. Una tercera opción sería la creación de un Frente Amplio de izquierdas, según el modelo uruguayo, una opción que Lula sopesó pero rechazó en el pasado. Parece difícil, sin embargo, imaginar que el PT renuncie a participar con sus siglas por primera vez en su historia en unas elecciones presidenciales. Lula da Silva nació en Garanhuns, en el interior de Pernambuco, una de las regiones más pobres y desiertas del país y una de las que más se benefició durante los ocho años de su Go- MICHEL TEMER Investigados PRESIDENTE EUNÍCIO OLIVEIRA PRESIDENTE DEL SENADO MOREIRA FRANCO LUGARTENIENTE DE TEMER Denunciado en dos casos de corrupción. Fue grabado en conversaciones sospechosas con empresarios de la industria cárnica, después encarcelados. Uno de los hombres fuertes de Michel Temer, Oliveira fue acusado por empleados de Odebrecht de recibir sobornos para aprobar leyes a su favor. Acusado por Marcelo Odebrecht de recibir sobornos para pagar las campañas de políticos del partido de Temer a cambio de concesiones a la constructora.