Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO, 7 DE ABRIL DE 2018 abc. es opinion OPINIÓN 15 VIDAS EJEMPLARES A los cuatro vientos Condenado por corrupción LUIS VENTOSO ¿TRASTOS VIEJOS? Desde la atalaya de sus noventa dan hoy aquí un par de lecciones Caso Lula: todos bajo el imperio de la misma ley Si se exigía a los militares brasileños respeto a la Justicia, cuando comenzaron a hacer sonar los sables por si la Corte Suprema no encarcelaba de inmediato a Luiz Inácio Lula da Silva para que cumpla su condena por delitos corruptos, también ha de reclamarse ese respeto a las fuerzas activas en las que se parapeta el expresidente. Efectivos del antiguo Sindicato Metalúrgico se han erigido en una especie de guardia de corps de Lula, tras los que el expresidente se ha guarecido en las vísperas de su entrada en prisión. El país se encuentra partido en dos en torno a la figura del dirigente izquierdista. No conviene tensar más la cuerda. Ni de un lado ni de otro. S Apoyo a Lula en el Sindicato Metalúrgico EFE Se salda con 500 euros Una negligencia médica que pedía mayor castigo Leve, muy leve se antoja la condena penal (500 euros y ninguna suspensión) a tres médicos de un centro de salud de Fraga (Huesca) que confundieron con una bronquitis los males que padecía un bebé de 11 meses que, en realidad, se había tragado una pila de botón. Una negligencia médica de manual que a la niña, que ahora tiene 9 años, le costó la capacidad del habla y someterse a decenas de operaciones por una quemadura química con perforación esofágica y traqueal por la degradación de la batería. En todos los órdenes de la vida, pero sobre todo en la salud, las neglicencias deben tener el reproche penal justo. La niña que sufrió la negligencia en Fraga ABC Fallece uno de los deportistas Cadena de errores en el último atropello a ciclistas Resulta incomprensible que después de llevarse por delante a un pelotón entero de ciclistas (uno de ellos resultó muerto) en una recta con buena visibilidad, y tras dar positivo en el control de drogas, la conductora causante de este atropello colectivo en una carretera de Mallorca quede en libertad. No es el único error: las calzadas de la isla, según denuncian los aficionados, están en un lamentable estado. Los ciclistas llevan meses esperando que el Congreso se avenga a aprobar la modificación del Código Penal propuesta por el PP para endurecer las penas. Al oído EN LA SGAE TODO DESAPARECE Acostumbrada a que desaparezcan cosas (a veces dinero, casi siempre la confianza, pero nunca las rencillas internas) hasta los días vuelan allí. En el calendario de mesa editado y distribuido por la SGAE falta el 5 de mayo, con lo que todos los días hasta el 30 no atinan ni un día de la semana. A veces, la Sociedad General de Autores y Editores debiera dedicarse a editar. Ponen un circo... IEMPRE se dijo que alcanzada la ancianidad el cerebro perdía su capacidad de generar nuevas neuronas. El declive mental parecía imparable. Pero un estudio de la Universidad de Columbia publicado en la respetada revista científica Cell Stem Cell concluye lo contrario, que una mente escondida bajo un pelo blanco y un rostro arrugado también puede seguir produciendo neuronas frescas si se la ejercita con estímulos intelectuales. La investigación ayuda a cuestionar una de las sandeces de nuestro tiempo: arrumbar a los viejos como trastos inútiles, despreciar la experiencia y divinizar la efebocracia. Esa tendencia la ha simbolizado acusadamente la mal llamada Nueva Política, que sin atreverse a explicitarlo en alto venía a concluir que un político sin canas será siempre mejor que uno con ellas. La juventud es la edad más creativa. Todos los hitos de la física y las matemáticas suelen producirse antes de la cuarentena. Einstein publicó su Teoría de la Relatividad con 26 años y Grigori Perelman resolvió a los 37 la llamada Conjetura de Poincaré, uno de los Problemas Matemáticos del Milenio. La cabeza nunca vuelve a refulgir como en la veintena. Pero sería absurdo concluir, como hoy se hace, que la juventud es la edad más sabia. De chavales nos falta el fondo de armario de la experiencia y nos pierde la intemperancia, que a veces toma la forma de una soberbia altiva y carente de elementos de juicio. En la estetizante película La Gran Belleza un festín barroco que recupera esta noche La 2, el veterano y encantador dandy Jep Gambardella suelta esta contundente frase: El descubrimiento más consistente que hice al cumplir los 65 años es que ya no puedo perder el tiempo haciendo cosas que no quiero hacer El gran mundano señala así dos rasgos aparejados al envejecimiento: la sensación de finitud, de que el tiempo se acaba, y la creciente falta de paciencia para las gilipolleces ajenas. En las páginas de ABC Cultural puede asistirse hoy al deleite de ver a dos curtidos mundanos y estupendos artistas aventando sus opiniones con el saber y la libertad plena que da el hollar la frontera de los noventa años. El actor asturiano Arturo Fernández peina 89 tacos. Tendemos a tomárnoslo injustamente de coña, cuando es un maestro del teatro que ha logrado un imposible: crear un género que comienza y concluye en él mismo. Casi nonagenario, todavía sostiene la impostura risueña de que es un galán. Arturo da una lección de liberalismo. Se jacta de que en su carrera de empresario teatral no ha percibido una subvención. Ensalza los beneficios de la libre competencia y defiende su derecho a ser conservador. Además deja una maravillosa frase contra esa innecesaria regurgitación de odios añejos que se ha dado en llamar memoria histórica: Debemos recordar la guerra civil para saber olvidarla El otro maestro que se despacha a gusto es el escritor jerezano Caballero Bonald, penúltimo testigo de una escuela de castellano lírico en extinción. La lucidez de sus 93 años la manifiesta con las frases escuetas y certeras de quien no está ya para tonterías: La nómina de mediocres encumbrados es una epidemia lamenta. ¿Trastos viejos? No. Dos notables españoles.