Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 1 DE ABRIL DE 2018 abc. es espana ESPAÑA 25 1.500 kilos De hachís intervino la Policía en una sola operación el martes 89 policías Faltan para cubrir todas las plazas, según los sindicatos 3.000 m 2 Superan las fincas donde los narcos guardan el hachís hasta recibe el nombre antes de que su compaMás inversión de Villa Narco En otra, ñero, al volante, guíe a La Policía de La en un azulejo reza la sitoda velocidad el coche Línea necesita guiente frase: Las me uno de los tres que Zoimás efectivos y jores visitas son las más do incorporó a la dotanuevos medios cortas Toda una declación recientemente por ración de intenciones de para frenar a los las calles y avenidas de su dueño, un traficante narcotraficantes La Línea. 70, 80, 90 y hasque, como sus vecinos, ta 100 kilómetros por también utiliza su finca hora mientras la sirena Sospechosos como guardería de los Algunos vehículos no para de sonar y los comiles de kilos de hachís ches se apartan como modifican su que introducen por las pueden para dejar paso playas de La Línea. Todo itinerario cuando en las rotondas. Al pareel lujo que hay en el in- desde lejos divisan cer habían capturado a terior de estas viviendas, las furgonetas del un hombre en busca y protegidas por enormes captura. Sin embargo, las Cuerpo muros de hasta tres metriquiñuelas de los nartros y sistemas de videocos parecen infinitas y vigilancia contrasta con la decaden- en realidad sólo era un cebo: el coche cia de las calles donde se ubican: no era del perseguido, pero él no lo conestán ni asfaltadas. De hecho son ca- ducía, sólo se lo había dejado a otra minos y, por si fuera poco, presentan persona para despistar. profundos socavones que tienen una Menos habilidoso estuvo un confunción más que definida. Es una es- ductor en la barriada de Los Junquitrategia para dificultar la labor poli- llos, una zona marginal donde el tracial en la zona: no es lo mismo pasar picheo de drogas duras, como la copor ahí con enormes todoterrenos caína, está a la orden del día. Mientras tanques como dicen los agentes los agentes explican estas peculiarique con un coche patrulla. dades, un coche blanco dobla derra ¡Código diez! interrumpe la emi- pando una esquina y la sirena se vuelsora. Ya sé que estáis vosotros aquí ve a encender. El conductor acaba depero nosotros debemos trabajar igual- tenido: No tenía ni permiso de mente se excusa uno de los policías conducir Los vecinos, eso sí, aprovechan la ocasión para increpar a los efectivos policiales. Todo el barrio contra los agentes La escena que sufrieron los agentes de la Policía el pasado domingo en La Línea no es excepcional. Mientras los policías intentaban detener al conductor de un vehículo cargado con 510 kilos de hachís, el vecindario se les echó encima para ayudar al narco a escapar. Sin embargo, durante la jornada en la que ABC acompañó a la Policía, se vivió un situación parecida. Al paso por la barriada de Los Junquillos, un hombre terminó detenido por conducir de forma temeraria un vehículo. No llevaba droga pero tampoco tenía permiso de conducir. Al proceder a la detención, en uno de los patios de dicho barrio y pese a que el hombre no se resistió, los curiosos se agolparon poco a poco alrededor de las patrullas policiales. Por suerte, y al no tratarse de una operación antidroga, los vecinos se limitaron únicamente a insultar a los policías desplazados. NONO RICO Turno de noche Y al caer la noche, empieza el baile. En los aledaños de la valla con Gibraltar los puntos ya están dispuestos y escasos pero sospechosos vehículos aguardan en los aparcamientos de la zona. La emisora vuelve a sonar: otra patrulla está en los bajos de un edificio identificando a una decena de chicos que buscaban introducir tabaco de contrabando en La Línea. Hasta las motos, cubiertas de arena y con tacos en las ruedas, estaban preparadas y, como confirman los agentes, todos los chicos están fichados Continúa la ronda por la zona con un vistazo a un campo de fútbol de tierra y sus rincones cercanos. En uno de estos caminos hay dos caravanas aparcadas y, entre ellas, un coche de hace 20 años. Los cristales están empañados y todo apunta a una parejita enamorada. Pero no, lo que empañaba los cristales era humo y ese coche era otro punto En su interior, dos hombres fumaban y tenían escondido un walkie talkie para dar el agua a su red y facilitar el contrabando de tabaco. Con el walkie requisado es momento de volver al punto base. La tarde ha acabado y queda mucho papeleo por hacer para justificar todas las intervenciones. Ha sido una tarde tranquila espetan los agentes. Cómo serán las que no son tan tranquilas.