Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
32 INTERNACIONAL MIÉRCOLES, 14 DE FEBRERO DE 2018 abc. es internacional ABC REINO UNIDO Negocian en secreto la sucesión de la Reina en la Commonwealth IVÁN ALONSO LONDRES Caos en la elección del líder del Partido Socialdemócrata alemán El SPD tendrá un presidente interino y una candidata a heredar el cargo en abril ROSALÍA SÁNCHEZ CORRESPONSAL EN BERLÍN No está en ninguna agenda oficial, pero la Commonwealth ya debate quién sucederá a la Reina Isabel II cuando fallezca como jefa de esta organización internacional que agrupa a 53 países de todo el mundo. Lo ha desvelado la BBC: altos cargos de la mancomunidad comenzaron a abordar de forma discreta tal asunto en una reunión que oficialmente tiene otros puntos en el orden del día, como la gestión de esta entidad. Fuentes de la Commonwealth citadas por la cadena BBC afirman que la cuestión de la sucesión, aunque no es de buen gusto, saldrá, naturalmente, a colación Se espera que el grupo exponga los resultados del debate y negociación en abril, cuando se celebre la asamblea de la Commonwealth en Londres. Puede que sea la última a la que asista la Reina Isabel II, que desde hace meses ya está delegando funciones de este tipo, en especial sobre su sucesor al trono, el Príncipe Carlos de Inglaterra, Todo parece indicar que será el hijo de Isabel II quien tome el relevo al frente de la Commonwealth, aunque este cargo no es hereditario a diferencia de la Corona británica. En tal caso, podría suceder también que, si la Reina falleciera y el elegido como sucesor al trono no fuese el Príncipe Carlos, este será jefe de Estado en 15 de los 53 países miembros que ahora conforman esta Mancomunidad de Naciones. Discretos contactos Cualquier decisión formal sobre el futuro tendría que ser tomada por los jefes de gobierno de la Commonwealth en el momento de la muerte de la Reina, ya que no hay un proceso de puertas afuera para elegir a su sucesor en la mancomunidad. Isabel II habría estado trabajando en privado para tratar de garantizar la sucesión de Carlos en la Commonwealth, asegura la BBC, con el envío de emisarios para presionar a los líderes de la organización. Carlos de Inglaterra ya representó a su madre en la asamblea que se realizó en el año 2013 en Sri Lanka. La tradición política alemana dicta que el Miércoles de Ceniza los partidos se recluyan en un momento de reflexión y autocrítica, pero el Partido Socialdemócrata (SPD) está viviendo por adelantado el Viernes de Dolores y ayer su directiva quedó partida en dos durante la reunión convocada para sustituir a Martin Schulz de forma provisional en la presidencia. Se esperaba que Schulz presentase su dimisión y designase a Andrea Nahles como su sucesora hasta que el congreso convocado para el 22 de abril en Wiesbaden llevara a cabo la correspondiente votación. Y eso fue lo que sucedió, pero acto seguido el SPD emitió un comunicado informando de que, hasta que tenga lugar la votación, será el alcalde de Hamburgo, Olaf Scholz, quien tome las riendas del partido. Scholz fue designado como ministro de Finanzas del próximo gobierno de gran coalición durante las negociaciones con Merkel, pero el SPD ha decidido no hacer pública su lista definitiva de ministros hasta después de que las bases del partido ratifiquen, o no, el acuerdo de gobierno. Anunciemos lo que anunciemos, perjudicaría la votación reconocían ayer fuentes del partido, admitiendo la sima que se abre por momentos entre la directiva y las bases. Todo esto sucede mientras los militantes van enviando sus votos por correo en una consulta cuyo resultado conoceremos el 24 de febrero y sin que la elección de Nahles resulte completamente segura porque, por ejemplo, la alcaldesa de Flensburg, Simone Lange, envió ayer una carta a la directiva anunciando que deseaba postularse para la presidencia. Quienes defienden la candidatura de Nahles explican que la idea de una sucesión rápida estaba basada en la necesidad de dar estabilidad a un partido en momentos de crisis interna, pero el caso es que, en lugar de pacificar, la designación ha levantado una nueva ola de protestas en las sedes regionales. Schleswig Holstein, Berlín y SajoniaAnhalt han protestado y exigido que sea uno de los seis vicepresidentes el que dirija la formación política hasta la celebración del congreso. El SPD precisa una renovación tanto en lo personal como en lo programático dijo anoche Schulz en su último mensaje como presidente, a lo Andrea Nahles (i) junto a Olaf Scholz, ayer en la sede del SPD EFE ANDREA NAHLES CANDIDATA A LÍDER DEL SPD OLAF SCHOLZ LÍDER INTERINO DEL SPD Primera mujer que dirigiría el partido Como ministra de Trabajo ha legislado por primera vez el salario mínimo en Alemania y goza de gran reputación en el partido. Licenciada en Filosofía y Filología, milita desde los 18 años. Separada y madre de una hija, sería la primera mujer al frente del SPD en sus 154 años de historia y allanaría su camino a la candidatura en las próximas elecciones. En una revista escolar, de niña, declaró sobre su futuro que se planteaba ser ama de casa o canciller de Alemania. Un pragmático con Schröder y Merkel Scholz defendió las reformas liberales de Schröder y luego, como ministro de Trabajo en la primera gran coalición con Merkel, legisló el aumento de la edad de jubilación hasta los 67 años y la jornada reducida subvencionada, instrumento clave para evitar que el paro se disparase con la crisis. Tanto en la alcaldía de Hamburgo como en la Cartera de Trabajo ha mostrado su disposición a recurrir al gasto, sin pensar demasiado en la financiación. que añadió que su dimisión valdría la pena si contribuía a ello. Hacía estas declaraciones tras una reunión de más de tres horas con la dirección en la que las susceptibilidades de uno y otro bando amenazaban con evitar un acuerdo para sobrellevar la situación hasta el congreso de Wiesbaden. Nahles tiene un amplio apoyo en el partido y ha sido nominada de forma unánime por la cúpula. Por su parte, Schulz restó importancia a las divisiones in- ternas: Se está desviando la atención del acuerdo de coalición a cuestiones personales cuando lo que se debería subrayar es que el SPD ha logrado un acuerdo en cuyo contenido el 60 es política socialdemócrata Sobre su breve presidencia, de apenas diez meses, señaló que ha desempeñado el cargo encantado. Reconoció que su período al frente del SPD ha tenido sus altos y bajos Y aseguró que se marcha sin amargura ni resentimiento