Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
VIERNES 19.1.2018 Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena, 7, 28027 Madrid. Diario ABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 37.276 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid. Teléfono de atención 901 334 554. Centralita ABC 91 339 90 00. EL PULSO DEL PLANETA VISTO Y NO VISTO Condenada por subir fotos de su hijo a Facebook Un tribunal de Roma ordena a una madre eliminar las imágenes del menor para evitar una sanción de 10.000 euros ÁNGEL GÓMEZ FUENTES CORRESPONSAL EN ROMA IGNACIO RUIZ- QUINTANO TITOS Si la doctrina del Amor nació del Symposio platónico, de los titos de Gamonal podría nacer la doctrina de la Política C L a foto de Carlos que juega en el campo o la de Virginia que sonríe en su fiesta de cumpleaños pueden ser recuerdos entrañables para los padres, momentos que a menudo desean conservar o compartir con familiares y amigos. Ahora en Italia algunos progenitores que se apresuran a publicar en Facebook o en Twitter esas fotos de sus hijos menores quizás se lo piensen dos veces. Un tribunal de Roma ha establecido que los padres pueden ser obligados por un juez a eliminar esas fotografías, además de imponerles una multa hasta de 10.000 euros. Es una sentencia que sienta un precedente único en Italia, estableciendo un principio de fuerte derecho en la tutela de los menores. Todo parte del caso de un chico de 16 años que pidió tutela contra la madre, que subía a las redes sociales fotos y comentarios sobre él. La jueza, Monica Velleti, ha establecido que si la madre continúa con ese comportamiento, deberá pagar 10.000 euros como sanción La orden dispone que la madre tiene hasta febrero para eliminar fotos, informaciones y datos del hijo. La protesta del menor no se trataba de un simple capricho, se sentía abrumado y turbado por la masiva presencia mediática Incluso decidió continuar sus estudios en el extranjero para estar lejos del actual contexto social, en el que todos sus compañeros conocían sus pormenores personales, que la madre hacía públicos en las redes sociales. El principio jurídico que sirve de base para esta prohibición o para or- La exposición en redes sociales entraña peligros para los menores ABC denar la eliminación de las fotos es el Tribunal de Livorno, en la Toscana, simple: el artículo 96 de la ley sobre el ordenó la desactivación de un perfil derecho de autor prevé que el retrato en Facebook abierto a nombre de la de una persona no pueda ser expues- hija menor. to sin su consenso, salvo excepciones. En la era digital, en la que cualquier Lo mismo dispone un decreto legisla- aspecto de la vida puede ser compartivo (196 2003) sobre el tratamiento tido, cada día se da más el caso de que de datos personales. Además, los me- un padre o madre, si llegan a la sepanores gozan de una tuteración o divorcio, acula reforzada por la Con- La fotografía es den al juez para que se un elemento vención de los derechos eliminen las fotos de los del niño aprobada en identificativo y hijos en las redes sociaNueva York en 1989 y rales, con el argumento de no se puede tificada por Italia. El Cóque se busca la tutela difundir sin digo Civil impone a los consentimiento de los menores Adepadres el deber de cuimás de la protección del darlos, educarlos y gesmenor, estas sentencias tionar correctamente su imagen pú- tienen el objetivo de contener los riesblica. gos más frecuentes de Internet: en El Tribunal de Mantua (en la región 2014, el Tribunal Supremo definió las de Lombardía) en sentencia del 19 de redes sociales como lugares abiertos septiembre, ordenó a una madre, por al público, potencialmente perjudisolicitud del exmarido, a no subir las ciales para los menores, que podrían fotos de los hijos a las redes sociales ser etiquetados o buscados por pery a eliminar las ya publicadas. En 2013, sonas malintencionadas. Verbolario POR RODRIGO CORTÉS Vergüenza, f. Arma del individuo que es ridículo porque quiere. omo cada 17 de enero ¡desde 1502! en Gamonal, la cofradía de San Antón reparte de balde diez mil raciones de titos a los peregrinos de Santiago, que hoy somos simples devotos de San Antón, que te bendice el perro, y de los titos latine ervilia dice Cobarruvias, y decimos arveja) que te colman la andorga. Por un día, todo Burgos (la vieja osamenta de piedra abandonada en el camino del regeneracionista Salaverría) huele a titos ¡el titismo es populismo! cuyo borboteo parece la metáfora del tránsito del Estado bienhechor de Isabel la Católica al Estado de asistencia del marianismo, aunque en estas marmitas el marianismo no haya puesto ni las guindillas. El caso es que la filosofía y literatura del mundo provienen del hambre, y si la más bella doctrina del Amor nació a los postres del Symposio platónico, de los titos de San Antón podría nacer la más bella doctrina de la Política los verdaderos sujetos de la política son los pueblos: ellos constituyen, organizados en unidades políticas, el pluriverso del mundo político una demostración de que ninguna constitución formal (ni siquiera ese Quasimodo federal que con clarines y timbales anuncia el periódico global) podrá prevalecer contra la constitución material de España. Qué ocasión, la de los titos gamoninos, perdida por Rivera para explicar, con un mistolobo en una mano y la escudilla humeante en la otra, su proyecto de ley veo un perrito y me derrito dice su ponente) para que los perros sean personas superando, al fin, a San Agustín, que reservó el término para el ser humano y las tres personas de la Trinidad. El perrihombre jurídico de Rivera es como el cerdo cocotológico de Unamuno. ¡Eduardo, le llamo para decirle que acabo de crear el cerdo! dijo un día Unamuno al hermano mayor de Ortega, Eduardo, con quien compartía destierro tonto en Hendaya. Había terminado otra pajarita. En Gamonal terminó San Antón con la rifa de dos soberbios y socarrones cerdos.