Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
48 SOCIEDAD DOMINGO, 7 DE ENERO DE 2018 abc. es conocer ABC RUWIDA NASHWAN ESTUDIANTE Quiero regresar a Qaraqosh donde viviremos con mi tío, porque nuestra casa fue quemada y aún no ha sido rehabilitada. Tengo muy buenos recuerdos de nuestra vida allí. Quiero volver a casa y cuando acabe Secundaria, estudiar música NMARK MATTI ISHAQ ZORA HIJO DE AGRICULTOR Bartella es nuestra ciudad, nuestra vida, nuestra historia. Es realmente bonito volver a vivir aquí Los cristianos de Irak emprenden el camino de regreso a casa Tras la derrota de Daesh, miles de familias abandonan los campos de refugiados gracias a un ambicioso proyecto de reconstrucción impulsado por Ayuda a la Iglesia Necesitada LAURA DANIELE Louis Petrus de 61 años muestra su casa quemada en Qaraqosh (Irak) A lo largo de las últimas dos décadas, la población mundial de desplazados forzosos debido a las guerras y los conflictos han aumentado considerablemente, pasando de los 33,9 millones en 1997 a 65,6 millones en 2016. Una cifra nunca vista desde la Segunda Guerra Mundial, según denuncia el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) El año pasado, Irak ocupaba el cuarto puesto en el ranking de países con más población desplazada tras la incursión del grupo terrorista Daesh en el noroeste del país en junio de 2014. En total, 4,2 millones de personas de los 37 millones de habitantes que tiene el país vivían fuera de sus hogares. De ellos, más de 120.000 eran cristianos, procedentes sobre todo de la ciudad de Mosul y de nueve pueblos de la Llanura de Nínive, la región donde se concentra la mayor comunidad cristiana de Irak. En su mayoría son siro- católicos, siro- ortodoxos y caldeos- católicos. Desde la invasión británica y estadounidense en 2003 para derrocar el régimen de Saddam Hussein, los cristianos han pasado del 10 de la población a menos del 2 (aproximadamente unos 200.000) La limpieza étnica impulsada por Daesh ha dado el golpe de gracia a esta minoría religiosa, cuya única vía de supervivencia ha sido refugiarse fuera de Irak en Líbano y Jordania o en la región del Kurdistán, concretamente en su capital, Erbil. El gran éxodo se produjo entre la primavera y el verano de 2014. Por primera vez en 20 siglos se dejó de celebrar la misa en las localidades de la Llanura del Nínive debido a la ausencia de los cristianos denunció entonces el nuncio de Su Santidad en Irak, el sacerdote español Alberto Ortega. Edificios destruidos o incendiados por Daesh Entre 2014 y 2017 (excluye Mosul) Propiedades eclesiásticas Hogares 21 1.287 Teleskuf leskuf SIRIA Una vida infrahumana Tres años después de aquella dramática huida y tras la derrota de Daesh en noviembre del año pasado, cerca de 28.900 cristianos han conseguido volver a sus hogares gracias al apoyo de diversas organizaciones cristianas, entre ellas, Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN) Otras 12.000 familias (aproximadamente unas 95.000 personas) siguen viviendo en gigantescos campamentos de caravanas. La gran mayoría quieren volver. Además ya no pueden seguir usando las caravanas porque están en condiciones insalubres comenta a este periódico Marcela Szymanski, la directora de AIN en la Unión Europea y una de las responsables de llevar a buen puerto el Telekef 3 Baqofa Batnaya 108 13 310 IRÁN I R A K Bagdad gdad Bahzani ani Bashiqa shiqa 757 Bartella ARABIA SAUDÍ 43 40 443 12 580 Mosul Qaraqosh Karmles 67 754 Kurdistán (Irak) Erbil 68 6.826 Llanura de Nínive I R A K Río Tigris T Fuente: Ayuda a la Iglesia Necesitada en Nínive ABC