Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 INTERNACIONAL DOMINGO, 19 DE NOVIEMBRE DE 2017 abc. es internacional ABC PRIMERA ENTREVISTA DESDE SU DETENCIÓN Militares descontentos con el Gobierno me ayudaron a escapar Antonio Ledezma Alcalde metropolitano de Caracas Tras liberarse de su arresto domiciliario y huir de la dictadura chavista, el opositor relata a ABC cómo logró burlar a sus carceleros y sus planes para proseguir la lucha por la democracia CARMEN MUÑOZ P oco después de comenzar la primera entrevista que concede Antonio Ledezma, alcalde de Caracas, desde la escandalosa detención en su despacho oficial el 19 de febrero de 2015, el opositor venezolano hace un inciso y se disculpa por la falta de entrenamiento que presupone denotan sus respuestas. Lleva casi tres años sin hablar con medios de comunicación ni dictar conferencias, algo a lo que estaba acostumbrado desde que era un adolescente. El líder de Alianza Bravo Pueblo llegó ayer por la mañana a Madrid, en un vuelo procedente de Bogotá, tras protagonizar una fuga de película en la que ha jugado un papel determinante el expresidente de Colombia Andrés Pastrana. Ledezma acababa de reunirse con Mariano Rajoy, y el salón del hotel madrileño cercano al Congreso de los Diputados en el que dio la entrevista a ABC era un fluir de familiares y amigos. Los últimos en llegar, sus hijas Isabel y Vanesa y su hermano Renato, que venían de Italia. No faltaron abrazos y lágrimas de emoción. Ledezma fue dos veces elegido alcalde de Caracas: en noviembre de 2008 y en diciembre de 2013. El mes próximo habría podido terminar su mandato si el régimen de Nicolás Maduro no lo hubiera detenido por una supuesta conspiración. Su juicio quedó después paralizado. Tras conocer que las autoridades venezolanas planeaban su traslado a la cárcel de la policía política conocida como la tumba por su firme posición ante un diálogo entre Gobierno y oposición que él califica de parodia improvisó una fuga que no comunicó a su familia. En el recuento del periplo hasta que me sentí a salvo en Colombia, explicó que sus vigilantes no se dieron cuenta de la fuga hasta las 08: 00 de la mañana del viernes. Entonces rodearon la embajada de Chile, pero él ya se encontraba en territorio colombiano. ¿Cómo consiguió burlar a las patrullas policiales y a la policía política para comenzar el jueves por la mañana una fuga de película como usted mismo la ha calificado? Asilo No he pedido asilo político a Rajoy, solo quiero estar en España y moverme a otros países Gira internacional Ahora visitaré Portugal, Francia, el Reino Unido, Italia, la OEA y los países del Grupo de Lima Puigdemont Mientras yo estoy buscando la unidad de Venezuela, Puigdemont da un salto al vacío para dividir España Zapatero Hay más presos políticos desde que Zapatero es mediador Venía estudiando cómo utilizaban el tiempo los policías. Una vez me hacían la foto en la puerta de mi apartamento, a las 7 u 8 de la mañana, desayunaban y desde la ventana yo veía sus ubicaciones. Decidí salir corriendo todos los riesgos porque mi casa estaba vigilada por al menos dos patrullas de la Policía Nacional. Me hicieron la foto a las 07.10 y a las 08.30 ya estábamos saliendo en un vehículo cuatro personas, entre ellas una mujer muy valiente. Para poder llegar donde lo hice, conté con el apoyo de mucha gente. Para pasar por 30 controles, algún militar me tuvo que haber hecho un guiño. Revela que no todos los militares están postrados ante la tiranía. Hay militares que sienten vergüenza de ver cómo sus galones no están siendo bien llevados. Conté con el apoyo de gente, entre ellos militares, inconformes con este Gobierno, asqueados con la corrupción y de cómo se han degradado las instituciones en Venezuela. En Cúcuta anunció que desde España emprenderá una gira mundial para seguir su lucha democrática por los derechos humanos y la libertad de los venezolanos. ¿Cuánto tiempo permanecerá en España? Lo necesario. Acabo de tener una entrevista de hora y media con el presidente Rajoy, en la que me ha dicho que me sienta como en mi propia casa, que España no va a regatearle ningún respaldo a la lucha por la democracia y la libertad en Venezuela. Le hablé primero no de mí, sino de los venezolanos que están pasando hambre, que se están muriendo por falta de medicinas. Se conmovió mucho cuando le describí la situación de cerca de 300.000 niños desnutridos que tenemos en el país con las mayores reservas de petróleo del mundo. Le pedí que sea él quien encabece en Europa la gestión para que se abra el canal humanitario en Venezuela, pero que sea administrado por las iglesias venezolanas, para que cualquier ayuda que se logre sea para los necesitados, sin importar su tendencia política, que no se politice y no se juegue con el hambre de los venezolanos. En segundo lugar le solicité que siga insistiendo en Europa por la libertad de los perseguidos políticos. Conversamos también sobre el diálogo en República Dominicana, que es la prolongación de la parodia que comenzó el año pasado y ha terminado en un gran fraude a un pueblo que ha luchado denodadamente y