Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 ESPAÑA MARTES, 28 DE FEBRERO DE 2017 abc. es espana ABC Primera sesión del juicio en el Tribunal Supremo Homs reconoce que la Generalitat conocía la suspensión del TC el 9- N Asegura que volvería a celebrar la consulta, admite todos los hechos que le imputan y más y critica la inconcreción de la decisión del TC LUIS P. ARECHEDERRA MADRID F rancesc Homs trató ayer de evitar una condena por desobedecer al Tribunal Constitucional (TC) sin abandonar, sin embargo, el discurso soberanista catalán y sin perder el rédito político de sus actos para preparar la consulta soberanista ilegal celebrada el 9 de noviembre de 2014, una jornada que justificó por un supuesto mandato para satisfacer los derechos fundamentales de los ciudadanos catalanes. El TC suspendió la convocatoria cuatro días antes, el 4 de noviembre, al admitir a trámite la impugnación del Gobierno. Con esa doble estrategia, Homs reconoció, en la primera sesión del juicio contra él en el Tribunal Supremo, que la Generalitat conocía el 9- N que la convocatoria había sido suspendida por el TC. Como institución, la Generalitat se dio por notificada el 4 de noviembre respondió el diputado del Partido Demócrata Catalán, la antigua Convergència, a preguntas del fiscal. El Alto Tribunal le juzga por impulsar desde su cargo de Consejero de Presidencia de la Generalitat presidida por Artur Mas la celebración del 9 N, un referéndum encubierto por la independencia de Cataluña, a sabiendas de la suspensión dictada por el TC. La Fiscalía, que pide para él 9 años de inhabilitación especial para cargo público, le atribuye los delitos de desobediencia grave y de prevaricación. Él defendió que era su obligación continuar con los preparativos y que volvería a actuar de la misma manera, incluso después de que el TC entrara al fondo del asunto en 2015 y anulara la convocatoria por inconstitucional. No podíamos hacer otra cosa expresó Homs, que presentó la decisión del Gobierno catalán como una elección entre el cumplimiento de la decisión del TC- una providencia inconcreta según sus palabras- -y el desarrollo de los derechos de participación política de los ciudadanos. y el desarrollo de los procesos, que definen una providencia como una resolución judicial que expresa una decisión de los jueces para ordenar un proceso sin necesidad de motivación. Una providencia constituye, junto a autos y sentencias, una de las tres formas de las que disponen los jueces (y por tanto, el Constitucional) para expresarse. Aunque reconoció todos los hechos que el Ministerio Publico le atribuye y más Homs defendió que no cometió ningún delito por potenciar el 9- N. Evidentemente asumo todos los hechos, es público y notorio lo que hicimos; pero no que se haya cometido un ilícito penal, esto es lo que discuto Para negar los delitos que le imputan, el diputado del PDECat denunció una supuesta inconcreción de la decisión del TC, una ausencia de detalle que le impedía saber si sus actos estaban prohibidos o no. No había forma humana de saber cuál era el alcance y el razonamiento de la providencia alegó. El antiguo consejero de Presidencia trató de convencer al tribunal formado por siete magistrados de que nadie le comunicó a él la decisión del TC, a pesar de que la información le llegó a la Generalitat por los cauces oficiales: se publicó en el Boletín Oficial del Estado y en el Diari Oficial de la Generalitat y se comunicó la providencia a Artur Mas, quien recibió un correo el mismo 4 de noviembre. Mas declara mañana como testigo en la causa, después de haber sido juzgado por los mismos hechos en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ¿Usted fue destinatario concreto de alguna orden o resolución? ¿Se le notificó, fue requerido, se le hizo algún tipo de advertencia, se dirigía a usted la providencia? le cuestionó su abogada defensora. No respondió Homs. La categoría de providencia Ese fino equilibrio de la declaración de Homs, abogado de formación y responsable de los servicios jurídicos de la Generalitat el 9- N, le llevó a contradecirse e incluso a mentir. Para restar importancia a la decisión del TC, el diputado aseguró que una providencia la forma a través de la que el TC expresó su decisión de suspender la consulta no es una resolución judicial. Homs ignoró u olvidó las normas que regulan el funcionamiento del TC CONCENTRACIÓN SOBERANISTA Una urna gigante, cánticos y un abrazo con Artur Mas L. P. A. MADRID El último gesto de Francesc Homs antes de cruzar la puerta principal del Tribunal Supremo, donde ayer fue juzgado por desobedecer al Tribunal Constitucional, fue un apretón de manos y un abrazo con Artur Mas, su antiguo jefe en la Generalitat. Veinte minutos antes de las diez de la mañana, la hora prevista para el inicio de la vista oral, Homs alcanzó la entrada del Alto Tribunal arropado por manifestantes y políticos soberanistas. Entre ellos, además de Artur Mas, la portavoz del Gobierno catalán, Neus Munté; el portavoz parlamentario de Junts pel Sí, Jordi Turull; el diputado de ERC Gabriel Rufián; y el consejero de la Generalitat Raül Romeva. Mientras los concentrados cantaban consignas- todos somos Homs o habrá indepedencia ellos aplaudían y sonreían. Muchos de los manifestantes llegaron a Madrid en autobús desde las cuatro capitales de las provincias de Raül Romeva, Neus Munté y Artur Mas respaldaron a Homs (a la dcha. junto a su esposa, Marta Solagran) a la entrada del Tribunal Supremo