Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 ESPAÑA JUEVES, 2 DE FEBRERO DE 2017 abc. es espana ABC Investigación del accidente Defensa manipuló las fechas para destruir restos del helicóptero Cougar Se autorizó la eliminación del sistema de tiro antes de solicitarlo y se cambió a mano la fecha de los documentos PALOMA CERVILLA MADRID Una de las incógnitas que rodean el accidente del Cougar en Afganistán el 17 de agosto de 2005, en el que fallecieron 17 militares, es la posibilidad de que se hayan podido destruir pruebas que podrían ayudar a aportar más datos para saber por qué se estrelló el helicóptero. Esta investigación fue gestionada por el exministro de Defensa José Bono. A la eliminación de 359 casquillos encontrados en el lugar donde cayó el helicóptero, publicada por ABC en su edición del 26 de enero, ahora se suma la manipulación de los documentos oficiales necesarios para destruir un sistema de tiro con carro C 90 CR, recuperado de la misma zona. La manipulación de las fechas de estos documento, que formaban parte del sumario y que fueron rectificadas a mano, fue una de las razones que llevó a Eduardo Guitard padre de David Guitard, piloto fallecido del helicóptero a pedir la reapertura del caso. En esos escritos, a los que ha tenido acceso ABC, se visualiza cómo se autoriza la destrucción de este sistema de tiro (18 de agosto) antes de que se haya solicitado (22 de agosto) Pero estas fechas son modificadas a mano en los documentos que forman parte del sumario para que la sucesión de hechos tenga una lógica en el tiempo, como se puede percibir. Así, en el primer escrito con fecha original de 18 de agosto, el auditor instructor del atestado del accidente autoriza la destrucción de esta pieza del helicóptero, por resultar su almacenamiento extremadamente peligroso y una vez oído al responsable de la investigación de la CITAAM, que actualmente se lleva a cabo, y por entender que el mencionado sistema no ofrece información relevante alguna sobre la causa del accidente La fecha de este documento se modifica a mano al 21 de agosto. Peligroso El segundo escrito tiene fecha original del 22 de agosto y en el mismo se solicita autorización para la destrucción del sistema de tiro con granada C- 90- CR deteriorado a causa del accidente por ser extremadamente peligroso su almacenamiento, al desconocer su grado de deterioro En esta carta se propone como fecha de destrucción el 21 de agosto de 2005 En este caso la fecha también se cambia a mano al 20 de agosto. En el tercer documento, con fecha José Bono LUNA REVENGA Consideraciones médico- forenses Un informe dice que los cuerpos se precipitaron al suelo P. C. MADRID Las consideraciones médico- forenses sobre el estudio de los cadáveres del helicóptero ofrecen datos controvertidos sobre la forma en la que se encontraron tras el accidente. Unos datos que aumentan las dudas de los familiares sobre las causas reales del siniestro. En este documento, al que ha tenido acceso ABC, se asegura que, desde el punto de vista médico- forense, serían víctimas de precipitación con calcinación posterior Esta afirmación lleva a algunas de las familias de las víctimas a preguntarse si se precipitaron desde el aire porque el aparato fue atacado. La lectura posterior de todo el documento no aclara tampoco, siempre según testimonio de estos afectados, estas dudas, sino que las acrecienta. Así, los médicos forenses elaboran una teoría: A la vista del estado de los cadáveres podríamos elaborar una hipótesis de trabajo de cómo se produjo el accidente subrayando que, a nuestro criterio, por las razones que en su día establezca la Comisión Aeronáutica encargada del estudio del comportamiento del aparato en el accidente, éste, en un momento dado, se debió de partir por una línea posterior a las puertas laterales Como consecuencia de esta ruptura del aparato, que los familiares se plantean si fue en el aire por el disparo de algún proyectil, los hombres de su interior pudieron quedar constituyendo tres grupos indica el informe médico forense. Un primer grupo de cuatro cadáveres que se precipitan a tierra con parte del fuselaje y la cola (no están calcinados) Otro de los cuerpos que cae libremente y que se mutila, no solo por acción de la caída, sino por el arrastre que supone la toma de contacto con tierra a una velocidad de 220 kilómetros por hora o más Fi-