Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
58 ABCdelOCIO VIERNES, 30 DE DICIEMBRE DE 2016 abc. es ABC C ine Soldado vivo, soldado muerto FRANTZ Dirección: François Ozon. Con: Pierre Niney, Paula Beer OTI RODRÍGUEZ MARCHANTE Una escena de Pelé ABC Olor a cartón quemado PELÉ Dirección: Jeff Zimbalist y Michael Zimbalist. Con: Kevin de Paula, Leonardo Lima Carvalho J. M. CUÉLLAR l director francés François Ozon hace un cine retorcido y tortuoso, y esta película, aunque de época y de aspecto elegante, es un saquito de ganchos afilados. La historia de un soldado francés que viaja a un pequeña ciudad alemana a poner flores en la tumba de un soldado alemán muerto durante la primera gran guerra en Francia ya la contó Lubitsch hace casi un siglo Remordimientos y es un melodrama romántico lleno de pasiones que apenas asoman el pico y de un antimilitarismo casi ingenuo. E Con Ozon al frente, esta historia de remordimiento consigue pasajes y momentos muy equívocos (son muchos los planos y los detalles que impulsan a sospechar una relación cercana a lo amoroso entre el soldado vivo y su recuerdo del soldado muerto) y la convivencia con la familia, los padres y la novia de Frantz (el alemán muerto en la batalla) está trufada de todo ese mundo sinuoso que acompaña a la mirada de Ozon. La historia está primorosamente ambientada, las emociones cambiantes y algo descontroladas son el aliño de la trama y la pareja protagonista, Pierre Niney y Paula Beer, tiene el formato perfecto para combinar clase, ambigüedad, romanticismo y desgarro. Un melodrama con letra y música. A. Lamy y Josiane Balasko ABC Madre matrona VUELTA A CASA DE MI MADRE Dirección: Eric Lavaine. Con: Josiane Balasko, Alexandra Lamy ANTONIO WEINRICHTER N o se hacen buenas películas de fútbol. Es algo ancestral. Ni siquiera la celebrada Evasión o victoria la que más se acercó porque tenía futbolistas de verdad sobre el campo, era realmente creíble (Stallone casi se carga la película él solito) Traer a colación ahora la vida de Pelé no tenía excesivo sentido, y es algo que se nota a lo largo de todo el metraje. Resumirlo todo a que la disyuntiva que separaba el triunfo del fracaso era simplemente ser un individualista o un jugador de equipo es simplificar el problema de forma casi grotesca. Si a algo se pueden agarrar los Zimbalist es a los primeros años del jugador, las dudas, la presión, la tentación de dejarlo. El drama que supone para un chaval dejar la casa e irse solo en busca de la gloria. A partir de ahí, el camino triunfal y demás laureles huelen a cartón quemado. ABC Pierre Niney y Paula Beer en Frantz ras perder trabajo y marido, una joven (40 años) arquitecta debe buscar refugio en casa de su madre mientras le sale una nueva ocupación. A la indignación existencial por las miserias de la vida y del mercado se une el difícil acomodo a las manías de la mamá, que por supuesto el tiempo y la distancia han ido incrementando. Hasta aquí, el esquema de la película daría para un pequeño drama realista no se sabe si demasiado digno de reseñar, salvo por anotar el hecho de que en Francia se siga produciendo este tipo de película sin mayores pretensiones y no es poco que servir de síntoma de la cultura local. Pero ocurre que el personaje materno lo interpreta la formidable Josiane Balasko y eso le proporciona un centro de gravedad autónomo, como sucede con todos los actores más grandes que la vida misma. Entonces, para salvar la función sólo hace falta rezar para que el guión esté a su altura y que el director sepa encauzar sus excesos (pero no del todo... como aquí sucede. T El siguiente paso MINE Dirección: Fabio Guaglione, Fabio Resinaro. Con: Armie Hammer, Annabelle Wallis O. R. M. n Enterrado Rodrigo Cortés conseguía el milagro de concentrar la máxima intriga en un solo lugar (un ataúd) y un solo personaje durante hora y media, y esta película, Mine dirigida por Fabio Guaglione y Fabio Resinaro, pretende algo parecido, pero en un espacio descomunal, el desierto (de la claustrofobia a la agorafobia) y con un soldado que ha puesto el pie en una mina enterrada que explotará al menor movimiento. Las líneas E del guión se esfuerzan en dotar de intriga a esa única situación, de llenar de angustia y diversas fatalidades el instinto de supervivencia de un hombre en proceso de desesperación y descomposición, y usa el material conocido, recuerdos, falsas esperanzas, espejismos (y diversas trampas del argumento que nos sitúan a veces dentro de la cabeza del protagonista y a veces fuera) y hasta metáforas. Quizá lo más poderoso, más aún que el suspense del pie sobre la mina, sea la idea casi filosófica de atreverse a dar el siguiente paso. La interpretación de Armie Hammer es de las más inmóviles de la historia del cine (casi tanto como la de José Mota en La chispa de la vida pero es que la película tampoco se mueve mucho más que él, y durante más tiempo de lo recomendable. ABC Armie Hammer después de haber dado un mal paso