Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 ESPAÑA MARTES, 20 DE DICIEMBRE DE 2016 abc. es espana ABC La tercera vía del PSOE pone a circular un informe contra Díaz Analiza en un texto las cinco razones por las que no debe ser elegida secretaria general GABRIEL SANZ MADRID Los defensores de una tercera vía entre Pedro Sánchez y la presidenta andaluza, Susana Díaz, están haciendo circular entre parlamentarios, cargos y militantes socialistas un informe anónimo titulado Cinco razones por las que el PSOE no debería elegir a Susana Díaz secretaria general. El texto de 14 folios, al cual ha tenido acceso ABC, comienza advirtiendo que por muy necesario que sea evitar una deriva como la que estuvo a punto de producirse en las últimas semanas del mandato del anterior Secretario General ella tiene debilidades muy graves que no se pueden pasar por alto. Díaz, argumentan los autores del texto anónimo, forma parte del problema tanto como Sánchez y su desembarco en Ferraz provocaría, con más probabilidad, la escisión del otro bando del partido, que la recomposición de la unidad interna Además, el principal problema de España sigue siendo el paro y la gestión en Andalucía no constituye milagro económico que pueda exhibirse como fortaleza En cuanto a la lucha contra la corrupción, otra de las principales preocupaciones, se señala que la presidenta andaluza también carece de credibilidad por el episodio de los los ERE el PSOE andaluz ha hecho siempre demasiado poco y demasiado tarde señalan en un párrafo El futuro judicial de los implicados en ese macrojuicio o en el caso de los cursos de formación está lejos de estar claro Y si la sentencia sobre los mismos alcanzase en sus responsabilidades políticas a alguien de su gobierno, habiendo sido elegida ya secretaria general en el XXXIX Congreso, los socialistas sufrirían un disparo a la línea de flotación de su nuevo proyecto político irreversible. tidarios de Díaz no tienen duda de que los afines a Patxi López están detrás. Su estrategia pasa por hacer creer que ella está tan muerta como Sánchez señala a ABC un exdirigente socialista afín a la andaluza. Para los autores del informe, la solución a los problemas del PSOE pasa por recuperar una posición de liderazgo y aspirar a conformar una mayoría de gobierno haciendo que el voto desencantado vuelva. Y ahí señalan que la presidenta andaluza presenta su principal debilidad. Es el prototipo de la vieja política: secretaria de Organización de Juventudes Socialistas de Andalucía con poco más de veinte años, posteriormente diputada, senadora recuerdan los autores del documento en una frase que hace tambalearse la teoría de que los autores son del entorno de Patxi López... El exlendakari y expresidente del Congreso también ha pasado toda su vida en política. Por último, el informe Cinco razo- nes por las que el PSOE no debería elegir a Susana Díaz se centra en la delicada cuestión territorial. Electoralmente, el PSOE se ha debilitado más en aquellas zonas donde existe sentimiento nacionalista Cataluña, País Vasco, Galicia y hasta Comunidad Valenciana Hasta en eso es contraproducente su llegada a Ferraz, dicen. Un partido del sur En términos de equilibrio territorial, señalan, Susana Díaz agudizaría aún más la percepción del PSOE como un partido con un discurso limitado a la mitad sur del país, alejado de los territorios periféricos y de los matices territoriales. De hecho, cabe decir que tampoco aportaría nada en el sentido contrario (el del discurso centralista) donde la competencia actual es mucho más fuerte, no solo ya con el PP, sino también con Ciudadanos concluyen. ¿Patxi López en la sombra? El documento, de 14 folios, es anónimo pero los afines a la andaluza no tienen duda de quién está detrás Zapatero y Javier Fernández, ayer en el Congreso OSCAR DEL POZO X ANIVERSARIO DE LA LEY DE DEPENDENCIA En política desde los 20 años Sin llegar a ese extremo, los autores del documento sin firma creen que Díaz tiene problemas de credibilidad para defender ese discurso nuevo que haga salir al PSOE del impasse en el que se encuentra tras el trauma de la abstención en la investidura de Mariano Rajoy. Va a requerir mucha pedagogía en el electorado socialista hacerle comprender la política de diálogo y es evidente que Pedro Sánchez no puede, pero Susana Díaz tampoco, recalcan. Los defensores de la tercera vía se cuidan mucho de señalar otros candidatos, aunque los par- Ferraz tira del optimismo de Zapatero en el peor momento G. SANZ MADRID Al PSOE le queda ya poco de donde tirar para insuflar ánimo a sus huestes, que ven, día sí, día no, malas noticias sobre su guerra interna y los augurios demoscópicos. Ayer se conoció la última encuesta ABC, que deja a los socialistas en unos escuálidos 70 escaños tienen 84 si hoy hubiera elecciones generales. Y coincidió con el acto de celebración del X aniversario de la ley de Dependencia. La estrella invitada fue el presidente del Gobierno que la sacó adelante, José Luis Rodríguez Zapatero, quien reunió en torno a sí al PSOE de hoy y al de sus gobiernos. Un ejercicio de melancolía decía con ironía algún diputado hoy en activo viendo a rebosar la Sala Ernest Lluch del Congreso. Allí estaban con él exministros como Ramón Jáuregui, el presidente de la gestora, Javier Fernández, o el portavoz, Mario Jiménez, que venía de decir en TVE que está bien la propuesta de Guillermo Fernández Vara de una candidatura de unidad para evitar el choque de trenes, pero al final el congreso será el que quiera la propia militancia del partido Es decir, que puede haber disputa en las urnas entre quienes se presenten: Susana Díaz, Sánchez u otros. Zapatero se dio cuenta del clima y al final de su defensa apasionada de la utopía como motor del cambio, que eso fue la ley de Dependencia hace diez años, dijo, no pudo evitar comentar la situación interna: Yo también estuve en la oposición y la clave no es el número (de diputados) sino el empeño, la convicción y la capacidad de iniciativa animó a los suyos el expresidente socialista. Reivindicó, entre risas y aplausos, su optimismo irrenunciable y luego se fue sin hacer declaraciones; eso sí, instando a respetar los tiempos de la gestora.