Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
8 ENFOQUE SÁBADO, 11 DE JUNIO DE 2016 abc. es ABC David y Samantha Cameron llegan a la catedral de San Pablo para asistir al servicio religioso por el cumpleaños de Isabel II, ayer en Londres REUTERS Referéndum en Gran Bretaña Armas para batir al Brexit JOSÉ LUIS RESTÁN Las últimas encuestas dibujan un final de infarto para el referéndum sobre la permanencia del Reino Unido en la Unión Europea. El premier David Cameron ha jugado a la ruleta rusa con esta consulta, que al final pivota sobre los humores y prejuicios ancestrales de una parte de la sociedad británica. Bien es verdad que Cameron no tenía fácil embridar a su propio partido y frenar la sangría que sufren los tories por su flanco más euroescéptico, a cargo de los populistas del UKIP. La dureza de la situación se ilustra por el toque de corneta que ha sacado al escenario a Tony Blair y John Major, dispuestos a defender a brazo partido la necesidad de permanecer. Es difícil ponderar si su prestigio bipartidista será capaz de arrastrar un último desplaza- miento de voto proeuropeo. Cameron ha jugado fuerte, pero ha jugado mal, porque ha restringido sus argumentos al campo económico y, en menor medida, al tema de la seguridad. Dos cuestiones sustanciales pero insuficientes. Por mucho que digan, la mayoría de los partidarios del Brexit no se mueve por cuestiones económicas, sino por atavismos antieuropeos. Personalmente, simpatizo con la batalla por la permanencia, sencillamente porque no puedo comprender Europa sin Gran Bretaña, del mismo modo que esa gran nación sería incomprensible sin un fecundo y dramático intercambio de siglos con el resto de Europa. Pero de eso Cameron apenas ha dicho algo. Semejante batalla habría necesitado tal vez un Churchill para ser llevada a buen puerto, pero esa raza de líderes parece haberse extinguido a uno y otro lado del Canal de la Mancha. Aun así, espero que en este tiempo en que tantos buscan su pequeña guarida el pueblo británico saque algo de sabiduría de su propia historia y prefiera seguir participando de esta aventura común. INTERNACIONAL