Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
84 GENTESTILO TV SÁBADO, 28 DE MAYO DE 2016 abc. es estilo ABC El Rey de Arabia Saudí Los celos que separan a Salman bin Abdulaziz de Marbella Su actual esposa prefiere Tánger como destino vacacional porque la Costa del Sol era la preferida de su anterior mujer, la difunta Sultana J. J. MADUEÑO MARBELLA Ahora, el Rey Salman y su tercera esposa, Fahda, han elegido Tánger como destino vacacional. La mujer del Rey prefiere ir a Marruecos porque era Marbella el lugar donde Salman acudía siempre con Sultana, su primera esposa, alguien muy querido en la ciudad señalan colaboradores de la Familia Real saudí. El paso de Sultana Fallecida en 2011, Sultana, tal vez la mujer más importante en la vida del monarca y a quien muchos definen como una enamorada de Marbella contribuyó a que el Rey Salman se convirtiera en un personaje habitual en la Costa del Sol. Aquellos veranos que compartieron juntos coincidieron con la época en la que la realeza saudí hacía gala de su músculo financiero. Cuando el monarca, su familia y su numeroso séquito estaban en Marbella, algunas tiendas cerraban sus puertas para atender solo a los saudíes. Su destino favorito en la ruta del derroche era El Corte Inglés de Puerto Banús, aunque ninguna firma de lujo quedaba al margen. Los saudíes compraban y compraban, pagaban y dejaban suculentas propinas. Las prendas de piel estaban entre sus preferidas y por ellas desembolsaban 7.000, 12.000 o 20.000 euros. El gasto era ingente y el cash jamás se agotaba. Tras sus múltiples adquisiciones, grupos de mujeres saudíes salían de los establecimien- En los veranos de antaño, la realeza saudí desembarcaba en Marbella en busca de un refugio dorado. Así era desde que, en los años 70, el Rey Fahd (1921- 2005) descubrió en estas costas un retiro para su descanso. Sin embargo, con el paso del tiempo y el peso de los años, su presencia fue disminuyendo. El actual monarca (desde 2015) Salman bin Abdulaziz, amigo del Rey Juan Carlos, también era asiduo a Marbella, sobre todo en sus tiempos de príncipe. Aunque siempre señaló esta ciudad como el lugar preferencial para sus vacaciones, poco a poco, y al igual que su antecesor, fue alejándose. De no perderse ni un estío, comenzó a espaciar sus visitas a la capital de la Costa del Sol. Las hacía de manera fugaz y por motivos muy concretos: un cumpleaños, una parada para ver a sus hijos y nietos o un paseo por aguas del Mediterráneo a bordo del yate Shaf of London, atracado en Puerto Banús... hasta que el año pasado ya no se le vio. El Rey Salman, cuando aún era Príncipe, en Marbella, en 2010 GTRES VISITARÁ ESPAÑA La princesa kuwaití que dejó su reino para diseñar biquinis PATRICIA E. DE LOS MONTEROS MADRID No son burquinis, ni triquinis ni mucho menos moniquinis. Se trata de la nueva colección de ropa de baño de la firma Nukksh, que aterrizará la próxima semana en Madrid después de presentarse en Europa y Estados Unidos. Hasta ahí, todo normal. Lo insólito de esta colección es que su diseñadora es Aljawhara as Sabah, miembro de la Familia Real de Kuwait, que aporta su formación parisina, pero también el arte de su país. Así, respetando sus tradiciones y su cultura, ha creado una colección de beachwear, como a ella le gusta llamarla, para toda la familia y en tallas que abarcan desde recién nacidos hasta la XXXL, y que se compone de trajes de baños, biquinis y complementos como pareos, tops, faldas, turbantes o bolsas de piscina. Educación cosmopolita La princesa Aljawhara Alsabah es sobrina del actual Emir de Kuwait, As Sabah IV, e hija de padres diplomáticos. Con ellos ha viajado por todo el mundo, convirtiéndose en una mujer árabe cosmopolita. La joven diseñadora ha demostrado siempre, desde pequeña, una independencia y un carácter libre y creativo que su familia ha sabi- ABC